Archivo del sitio

Las Tardes poéticas de Grazalema

31tardes poéticas copy_phixr (1)

separador-para-web

DESDE MI ALTOZANO

Las Tardes poéticas de Grazalema

Cándido Gutiérrez Nieto

.

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace

https://www.dropbox.com/s/3mlpj6t54sn5aoh/Programa%2011%20-%20Las%20Tardes%20Po%C3%A9ticas%20de%20Grazalema.wav?dl=0

 .

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos.

Hoy vamos a hablar, de nuevo, de las llamadas Tardes poéticas de Grazalema. Bien es verdad que posteriormente han existido y, afortunadamente aún existen, las “Tardes literarias de la Villa de Grazalema” que van ya por la vigésimo primera edición, es decir 21 años. Pero anterior a ellas, en su germen, y con rasgos muy propios, estuvieron estas Tardes poéticas en las que participé siendo un casi adolescente. Como recordarán del programa dedicado a su inspiradora, Mª Victoria Gallardo, aquellas tardes existieron desde 1977 hasta 1990.

Iniciadas para conmemorar la dramática muerte entre nuestras piedras del niño (de 12 años) hijo mayor de Mª Victoria, la primera, aún como un acto privado, se celebra en el domicilio familiar de la calle san José. En convocatorias posteriores, poco a poco, aquellos encuentros fueron a más. En estos 13 años, durante tres días de los meses de agosto, se fueron reuniendo cada año un número cada vez más elevado e importante de poetas venidos de todos sitios que convirtieron el verano grazalemeño en una cita obligada. El hecho, tuvo tal importancia que la crónica del periódico ABC después de la celebrada en el verano de 1989, contabilizaba la presencia en esta historia de un número aproximado de unos 40 poetas. Entre ellos, entre los más afamados, además de Mª Victoria Gallardo y el padre Joaquín Carretero (como cofundadores de estos encuentros), estuvieron los poetas portuenses José Luis Tejada y José Ignacio Varela Gilabert; el poeta de Arcos Jesús de las Cuevas, la jerezana Vicenta Guerra, el sevillano Aurelio Verde o la porterrealeña Paula Contreras, junto al grazalemeño Juan Miguel Pomar y un numeroso grupo de poetas noveles (unos más experimentados que otros) de los que mencionaremos, también por su procedencia grazalemeña de una conocida familia, a Marisa Martínez Salas y Francisco Salas.

Lee el resto de esta entrada

Anuncios

María Victoria Gallardo. Amor bajo la sierra gris de Grazalema

asc wqev_phixr (1)

separador-para-web

DESDE MI ALTOZANO

María Victoria Gallardo. Amor bajo la sierra gris de Grazalema

Cándido Gutiérrez Nieto

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace

https://www.dropbox.com/s/zph0rq7djzkb7dy/Programa%2010%20-%20Amor%20bajo%20la%20sierra%20gris%20de%20Grazalema.wav?dl=0

 .

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos

Confieso que una de las principales razones por las que acepté la invitación, que tan gustosamente me ofreció Radio Grazalema de presentaros semanalmente esta columna “Desde mi altozano”, fue hablaros, en alguna ocasión, de un fenómeno ocurrido en nuestro pasado reciente, que concentró las llamadas Tardes poéticas de Grazalema y muy especialmente de su inspiradora, la maestra y poetisa, grazalemeña de adopción, Mª Victoria Gallardo Nuñez.

A Mª Victoria Gallardo (Toya para tantos amigos) y su arraigo con todo lo nuestro y sobre todo su producción poética, quiero dedicarle este programa de hoy. A las Tardes poéticas le dedicaremos otro próximo. En este nos centraremos en Toya, porque su historia personal con nosotros, el pueblo de Grazalema, discurre en lo que he denominado como una intensísima historia de amor bajo la sierra gris de Grazalema; nuestras montañas.

Y hay razones para poner este título a este programa. Su segundo poemario, cargado de simbolismo, es una colección de bellísimo y emotivos poemas que se titula “Desde el niño y la Sierra”. Por tanto este espacio, la sierra, tiene, una enorme significación emotiva en toda su obra y su proyección en años muy importantes de su vida. Y con nuestra tierra, tuvo una apasionada historia de amor. Y gris, porque la vida es así, la vida tiene un color gris (para unos con tonalidades más próximas al blanco o viceversa). La vida tiene experiencias unas veces más claras y otras más oscuras. Como nuestra sierra, también son grises las tonalidades síntesis de nuestras vidas. Según las experiencias, comúnmente la vida transita entre claroscuros donde se mezclan, a veces, momentos negros y tristes; y también momentos luminosos que la ventura nos regala.

Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: