María Josefa Domínguez Sánchez. Una centenaria ama de cría de Grazalema

  15 0ctubre 1904 aseando al bebe DIBUJO DE J TUBILLA_phixr
separador-para-web

Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

 

En varias ocasiones nos hemos referido al verdadero éxodo que se produjo en Grazalema durante la segunda mitad del siglo XIX como consecuencia de la crisis en la fabricación de los paños de lana, motor económico del desarrollo de Grazalema hasta ese momento.

Entre los lugares de destino de estos “Grazalemeños por el mundo” estaba Jerez de la Frontera, a donde se dirigió una joven María Josefa Domínguez Sánchez, de la que casi nada sabemos, salvo que nació en 1.824 y fue ama de cría del que más tarde sería Presidente del Gobierno, don Miguel Primo de Rivera y Orbaneja.

Nacido el futuro laureado en 1.870, entró nuestra paisana al servicio de la casa de sus padres, a fin de amamantarlo a cambio de un salario con el que ayudar al sostenimiento de su familia. La existencia de las amas de cría, fue una tradición que se mantuvo durante todo el S. XIX, cuando las parturientes no tenían la posibilidad de dar el pecho a sus hijos por la falta de leche o por su poca calidad.

Se buscaban mujeres sencillas, aseadas y bondadosas que no superaran los treinta años y que ya hubieran tenido varios hijos y estuviesen criando a alguno de ellos, que sin ser hermanos se llamaban entre sí “hermanos de leche”.

Que los padres del recién nacido escogieron a la mejor nodriza, entre las posibles, fuerte y sana como un roble, lo demuestra el que llegó a los 105 años. Y, claro, de Grazalema.

Hay que ver con que humildes hilos se teje la historia.

.

Casa_Primo_Rivera_phixr

Casa natal de Miguel Primo de Ribera donfue criado por Maria Josefa Domínguez

.

Las nodrizas pasaban normalmente a vivir en las casas de estas familias, creándose un vínculo de afectividad especial entre el ama y los niños criados por ellas. Este parece ser el caso de D. Miguel Primo de Rivera, personaje sobre cuya actuación recaen grandes ámbitos de luces y sombras y sobre cuya buena o mala “leche”, se discute y se puede discutir, aunque lo que NO cabe duda es que era una estupendísima leche… grazalemeña.

En el curso de una visita oficial realizada a Barcelona, en 1.929, tras celebrarse un banquete en su honor en el Gran Hotel de Barcelona, hizo un alto en el programa oficial que así describe la prensa de la época:

 .

“Salida del Gran Hotel. Primo de Ribera visita en el Asilo de las Hermanitas de los pobres a una anciana centenaria.-

Después del almuerzo celebrado en el Gran Hotel , el ilustre Presidente del Consejo de Ministro, trasladóse en automóvi  al Asilo de las Hermanitas de los pobres donde sostuvo con la  anciana de 105 años, allí asilada, María Josefa Domínguez Sánchez, natural de Grazalema que fue en Jerez ama de cría del General, una interesante conversación en la que la simpática anciana recordóle curiosos detalles de la vida del Presidente haciéndole reír con sus oportunísimas ocurrencias, entregándole un donativo que la anciana agradeció vivamente dando un entusiasta viva el Presidente que fue unánimemente contestado.

Esta anciana conserva a pesar de su avanzada edad casi todas sus facultades cosiendo sin necesidad de gafas y eso según dijo,  pues había tenido diez y nueve hijos.”

.

Nada sabemos si nuestra paisana, con sus 105 años, llegó a sobrevivir al General que falleció dos años después exiliado en París.

.

image_content_3385625_20150719222458_phixr

.

images1

DESDE MI ALTOZANO: Financieros de Grazalema: José María Jiménez Rodríguez y Juan de la Rosa Mateos

 presentados-los-actos-de-homenaje-a-juan-de-la-rosa-02_phixr

.

DESDE MI ALTOZANO: Financieros de Grazalema. José María Jiménez Rodríguez y Juan de la Rosa Mateos

Cándido Gutiérrez Nieto


separador-para-web

.

En este largo capítulo de los grazalemeños en el olvido, o casi olvidados como ahora veremos, he tomado mucho interés en proyectar la imagen de Grazalema en su pasado como una sociedad plural, a pesar de que hayan existido grupos sociales o profesionales que han dejando su huella más numerosos que otros. Y en esta pluralidad hay un colectivo presente en la localidad desde hace muchos años, muy especialmente significado por algunos grazalemeños que le han dado prestigio. Como ya saben por el título del programa hoy vamos a tratar sobre los financieros grazalemeños o lo que hoy podrían identificarse como economistas u hombres del mundo del dinero.

Como curiosidad les diré que en un blog que hay en internet titulado “aportes para una historia de la banca en Andalucía” en el periodo comprendido entre 1780- 1936 aparece citada Grazalema. Antes de continuar me pregunto por qué esta fecha de 1780; ya que la de 1936 está bien clara en nuestra historia, en ella se produce el comienzo de la Guerra Civil.

Lee el resto de esta entrada

Pedro del Pino. Un grazalemeño, héroe anónimo de la Guerra de la Independencia

12390962_1665531333689795_1636462657928351959_n

Diego Martínez Salas

Fotos: Jordi Bru

separador-para-web

Durante nuestra búsqueda de historias más grandes o pequeñas sobre Grazalema, tropiezas en ocasiones con un simple nombre y nada más que eso. Sin embargo, inmediatamente intuyes que tras el nombre que el polvo del paso del tiempo borró, existió una vida que le hace merecedorde nuestro recuerdo, respeto y admiración.

Este es el caso del grazalemeño Pedro del Pino, nacido en Grazalema en 1.786, y que desde su humilde posición y el olvido de su nombre, participó en algunos de los acontecimientos más honorables de la historia de España durante la Guerra de la Independencia.

Es por ello, que queremos incluirlo en nuestra pequeña galería de Grazalemeños ilustres.

Lee el resto de esta entrada

Crónica negra de Grazalema. La ejecución de 7 de junio de 1.851.

garrote_phixr

 Diego Martínez Salasseparador-para-web

.

Los acontecimientos que vivió España desde la guerra de la Independencia Española, hasta la Iª Guerra Carlista, la más cruel de todas nuestras guerras civiles, provocó una sociedad sumamente violenta.

Esto y la escasa expectativa de vida de la época, hizo que muchos españoles atribuyeran un escaso valor a la vida humana. Cualquier desengaño amoroso, los celos, el honor, los lances en el juego o en cualquier otra cuestión en la que se impusiera el orgullo, pecado capital de los españoles de todas las épocas, podía acabar trágicamente con la vida de cualquier parroquiano.

Por eso, aunque durante el siglo XIX, se va abandonando la arbitrariedad y crueldad propia del derecho penal del Antiguo Régimen, donde aún se aplicaban los Fueros y las Siete Partidas, con su completo catálogo de penas accesorias a la pena de muerte, consistentes en torturas, azotes, penas infamantes, desmembraciones y decapitaciones posteriores a la ejecución; lo cierto es que a mediados del S. XIX, imperaba aun en plena discusión sobre la necesidad de avanzar en el humanismo del derecho penal; un sistema penológico extremadamente duro, que se creía como el más adecuado para refrenar la gran inseguridad ciudadana existente y que solía reaccionar con la aplicación de la máxima pena, en los homicidios, por el mero resultado de la muerte, sin tener en cuenta en demasía, el resto de circunstancias concurrentes en el caso concreto, ni en las personas intervinientes.

Lee el resto de esta entrada

La repoblación castellana en la Serranía de Villaluenga después de la rebelión mudéjar de 1505. Repartimiento de Zagraçalema

 Dest_Arcos

 separador-para-web

Mª Antonia Salas Organvidez

.

Ya desde épocas anteriores al 1501 durante la segunda mitad del siglo XV don Rodrigo Ponce de León se había distinguido por su afán en fustigar la zona de la Serranía de Villaluenga: Incendia y destruye Villaluenga, Benaocaz y Ubrique y más tarde Garciago. Intenta, sin lograrlo, tomar el castillo de Cardela, después de lo cual el rey Enrique IV le concede la villa de Arcos junto con el título de conde que posteriormente será sustituido por el de duque; asimismo las fortalezas árabes de Garciago y Benahú, asalta la torre del Mercadillo en la ciudad de Ronda y toma la villa  y castillo de Zahara. Por esta hazaña le sería concedida su posesión y el título de marqués de Zahara junto con los pedáneos de Algodonales, El Gastor y La Muela. Igualmente cayó bajo su mando el castillo y la villa de Montecorto.

Inmerso en plena Guerra de Granada y después de la conquista de Ronda en 1485, donde don Rodrigo juega un gran papel en la toma de la Mina que sería decisoria para esta conquista, recibe la rendición de las Siete Villas: Cardela, Aznalmara, Archite, Ubrique, Benaocaz, Villaluenga y Grazalema.

Lee el resto de esta entrada

En Memoria de mi buen amigo Juan Román Borrego. “El hormiga.”

fwqefqw343w

 separador-para-webPor Francisco Campuzano Mateos

El ver escrita la expresión “al pan, pan y al vino, vino’ referida a la forma de hablar claro y sin rodeos, fue la que me trajo una vez más a la memoria, como tantas, el recuerdo del amigo al que debo, entre otras muchas cosas, ser cazador.

Desde muy joven mostró su acusada personalidad, su amor propio, y un sentido muy particular de la justicia, basado fundamentalmente en el dicho de que “el que La haga que la pague”, así como su carácter algo rebelde.

Siempre fue un trabajador infatigable como lo demostró al hacer la mili en el Depósito de Sementales de Jerez de la Frontera. Tal empeño ponía en domar los potros que en una ocasión le dijo el sargento: ¿A ti Román que te pasa? Que unas veces vas encima del caballo y otras lo llevas tú en lo alto.

Lee el resto de esta entrada

La Puerta Santa de San Juan de Letrán de Grazalema

DSCF0029_phixr


separador-para-web

.

 Diego Martínez Salas

En la Calle del Doctor Mateos Gago, antes llamada de Canalejas y conocida siempre como Calle Arcos, se abre uno de los muros laterales que cierra la recoleta Iglesia de San Juan de Letrán de Grazalema.

En el citado muro, llama la atención la existencia de una puerta tapiada a cal y canto y que nadie recuerda haberla visto abierta jamás, ni por referencia de sus más mayores

Pero esta clausura de la puerta no debe de extrañarnos, porque la finalidad de la misma era permanecer permanentemente tapiada.

La razón de esta clausura, hay que buscarla en el texto de la lápida de piedra arenisca que junto a la citada puerta proclama:

 

DSCF0030_phixr

.

“SACROSANCTA ECCLESIA LATERANENSI: ESTA IGLESIA DE SAN JUAN DE LETRAN TIENE LOS MISMOS PRIVILEGIOS QUE LA PRINCIPAL DE ROMA. NUESTRO SANTISIMO PADRE PIO VI COSEDE ESTAS INDULGENCIAS PERPETUAS”

Lee el resto de esta entrada

La Zapatería de los Campos

mesa-zapatero5121_phixr (1)
separador-para-web

Juan Andrés Gómez

 

Hasta el día que entraron las fuerzas militares en Grazalema, (año 1.936) con motivo de la “Guerra in – civil”, funcionó un taller de zapatería en nuestro pueblo, en el que trabajaban hasta ocho oficiales de zapatero.

El propietario era: José Villalobos Vázquez. (Pepe “Campos”). Era el mayor de siete hermanos: Manuel, Rafael, Juan, Joaquín, Ricardo y Teresa. Cada uno de ellos fue emigrando de Grazalema en distintos momentos: Manuel a Jerez, Ricardo a Cortes de la Fra. Teresa y otro de ellos se fueron a América. Quedando Pepe al frente de la modesta industria del calzado.

Sus empleados fueron:

Pepe Franco (Pepe el Bizco), Antonio Ramírez Pozo (Currito el Pulinario), Vicente Ropero, Manolo Castillo, Rafael Manzano, Esteban Heredia, Rafael Villalobos Serrano y algunos más a lo largo de la historia del taller.

Dicho taller estaba ubicado en la calle Corrales 1º, junto a la casa denominada “El Centro” me imagino esta casa como un ateneo ó ¿Casa del Pueblo?. En esta casa era donde se realizaban reuniones ó asambleas de los vecinos del pueblo que tenían algún interés político-social ó cultural; donde se leía el periódico en voz alta a la concurrencia, “letrada y no letrada”, a la vez se opinaba y compartían ideas y vicisitudes del vecindario.

Lee el resto de esta entrada

Grazalema en el diccionario enciclopédico Madoz de 1845

separador-para-web

Por Esperanza Cabello Izquierdo

.

Hace un par de años hicimos un trabajo sobre los pueblos de la sierra en el Diccionario Enciclopédico Madoz de 1845. Trabajamos sobre el partido judicial, sobre Ubrique, Benaocaz, Benamahoma, El Bosque, Cardela, Algodonales… Pero se nos quedaron varios pueblos en el tintero. Hoy hemos recuperado Grazalema. 

Estos son los datos que sobre Grazalema podemos leer en el diccionario enciclopédico Madoz de 1845:

 

Datos de la localidad: vecindad con ayuntamiento, cabeza del partido judicial de su nombre en la provincia de Cádiz, (17 3/4 leguas; administración de rentas de Jerez de la Frontera (12), diócesis de Málaga (17 1/2); audiencia territorial y capitanía general  de Sevilla  (16 1/2).

Lee el resto de esta entrada

Ignacio López de Ayala y Lobato

 delicias paseo_phixr_phixr

.

Ignacio López de Ayala y Lobato

Grazalema 1.739-Tarifa 1.789


separador-para-web

Diego Martínez Salas

 

Poeta, dramaturgo, historiador, astrónomo, traductor, Catedrático de Poética de los Reales Estudios de Madrid y Académico de las Reales Academias de la Historia y de la de Bellas Artes de San Fernando; Ignacio López de Ayala fue uno de los miembros más destacados de la Ilustración española del ultimo tercio del S. XVIII.

Injustamente olvidado, el descubrimiento del expediente de su matrimonio en el Archivo diocesano de Cádiz, por el historiador Pablo María Martín Moncada, al que dedicamos estas líneas, nos permite despejar algunas dudas sobre las circunstancias de su nacimiento y los primeros años de su formación intelectual, que hasta la fecha oscurecían ciertos aspectos de su biografía.

 

sin-tc3adtuloscq.

Ignacio López de Ayala, nació el 18 de octubre de 1.739 (1) en la casa que aún existe bajo el número 8 de la antigua calle del Santo Cristo, hoy conocida como calle de las Piedras, de Grazalema, población entonces perteneciente al Obispado de Málaga y Reino de Granada, y hoy a la provincia de Cádiz. (2)

Hijo de Pedro López de Ayala y Ana Rafaela Lobato, fue bautizado con el nombre de Lucas, correspondiente a la festividad litúrgica del día de su nacimiento. Años más tarde, en 1.747, durante el sacramento de su Confirmación antepuso al nombre de pila, el de Ignacio que usará desde entonces en todos sus escritos.

Lee el resto de esta entrada

Los “maestros de campo o enseñaores.” La historia de Blas Gutiérrez Benítez “Blas El Maestro”

Sin título_phixr (2)

separador-para-web

.

Cándido Gutiérrez Nieto

 .

En la entrada del Ayuntamiento de Grazalema (Cádiz), a la izquierda de su escalera, hay una placa que dice textualmente “en reconocimiento a la magnífica labor docente de los Maestros Rurales que con su trabajo pedagógico durante los siglos XIX y XX, por los campos y boyares de este municipio, contribuyeron a que muchas personas tuvieran acceso a la educación”.

Aquellos maestros hunden sus raíces en una profesión antiquísima, casi natural e instintiva que consistía en poner lo poco que se tenía para ayudar a otros a sobrevivir con los rudimentos de la cultura para salir adelante. Los conocidos como Maestros del campo o enseñaores a lo largo de la historia eligieron las peores condiciones para llevar el aliento de la cultura y la esperanza de la educación y la prosperidad, a los niños y niñas de muchos rincones de la geografía española, gaditana y grazalemeño.

En la misma inscripción se añade: “En sesión extraordinaria celebrada el 28 de Agosto de 1987, y a propuesta de la Alcaldía Presidencia acordó la colocación de esta placa en reconocimiento a la magnífica labor docente de los “Maestros Rurales” que con su trabajo pedagógico durante los siglos XIX y XX por campos y boyares de este municipio contribuyeron a que muchas personas tuvieran acceso a la educación”.

Una profesión que ha transitado por la historia de la educación de nuestro país en la sombra y el completo anonimato, a pesar de que su papel fuese tan necesario y esencial.

Estos maestros y maestras naturales de Grazalema fueron, entre otros, los siguientes:

,

  • Manuel López Román “Maestro Quiñones”

  • Bartolomé García Calle “Bartolo El Maestro”

  • Juan José Fernández Racero “Maestro Chávez”

  • José Martín Ruíz “Maestro Albérchigo”

  • Dña. Joaquina y Dolores Barea Suárez “Maestras Correitas”

  • Francisco Sánchez Bocanegra “Maestro Mirrero”

  • Juan Luis López Castro “Maestro Quiñones” (sobrino)

  • Antonio Martín Ruíz “Maestro Albérchigo” (hermano)

  • Blas Gutiérrez Benítez “Blas El Maestro”

Lee el resto de esta entrada

Sobre los montes comunes de las cuatro villas hermanas (Ubrique, Benaocaz, Villaluenga y Grazalema) y su partición. Otros datos referentes a sus usos y ordenanzas. Algunas conclusiones e hipótesis

1 (1)wesqdx_phixr (3)

Cabildo de Villaluenga donde se reunían las cuatro villas hermanas para tomar las decisiones de los montes propios a las mismas.

separador-para-web Fernando Campuzano Domínguez

 .

Datos tomados del libro LAS SIETE VILLAS DE LA SERRANIA DE VILLALUENGA 1502-2002.Frontera, repoblación señorial y petrimonio mancumunado en Andalucia. Coordinado por Fernando Sigler Silvera y Juan Carrasco Soto.

 .

Sobre la tipología de las tierras comunes de estas villas

 .

En lineas generales, a grosso modo y como introducción para una mejor comprensión , las tierras comunales podrían clasificarse en los siguientes términos:

 

A) Baldíos

 

Son teóricamente propiedad de la Corona o sea del Rey. Son pobres y para pastoreo. Son de utilización pública.Han llegado a este extremo por que en los repartos tras la Reconquista no fueron asignadas ya bien por la baja densidad de población , por ser poco productivas o por otros  intereses de la Corona o Señores .

Lee el resto de esta entrada

Recuerdos y Añoranazas de Grazalema de Francisco Campuzano. III Parte. De las formas de vestir, y otras costumbres y anécdotas antiguas.

descarga (56)_phixr

Rosario Diánez Camachi. Foto: Eugne Harris. 1957.

.

Francisco Campuzano Mateos

separador-para-web

.

Por continuar relatando cosas de mi Pueblo, se me ha ocurrido ahora escribir sobre costumbres antiguas de otro tiempo, en distintos aspectos de la vida grazalemeña.

Supongo que habrá muchos, como yo, que conozcan el dicho de “nunca te acosta­rás, sin saber una cosa más”.

Sin embargo al regresar a Granada, en esta septembrina mañana, caigo en la cuenta, después de mis desastrosos días de caza, de que por más avanzada edad a la que llegue, nunca podré adivinar el comportamiento de las torcaces; cosa que ya, hace muchos años, me advirtió El Hormiga.

Tanto esto, como especialmente el haberles disparado tan rematadamente mal, me llevaron a concluir que ya los viejos, no estamos sino”para sopitas y buen caldo”.

A pesar de lo cual, por aquello de que “genio y figura hasta la sepultura”, pienso que ni por eso siquiera ha de disminuir mi afición e interés por cazar­las.

Después de cincuenta y nueve años cazándolas, creo que solo podría dejar de hacerlo ante una imposibilidad física total, que me lo impidiera de todo punto, o la muerte.

Hecha esta lógica concesión a mi afición favorita de toda mi vida, pensaré a­hora en la mejor forma de llevar a cabo el trabajo que me propongo, sacando a relucir de lejanos tiempos, los que mejor alcanzo a rememorar, costumbres ya olvidadas.

Lee el resto de esta entrada

Grazalema en los poetas de Arcos

 525334_194490724087218_780387316_n

DESDE MI ALTOZANO: Grazalema en los poetas de Arcos

Por Cándido Gutiérrez Nieto

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace.

https://www.dropbox.com/s/y4m96rmxq97i7ta/Programa%209%20-%20Grazalema%20de%20los%20poetas%20de%20Arcos.mp3?dl=0

.

separador-para-web

.

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos

En esta columna de hoy he querido repasar la presencia de Grazalema en los poetas de Arcos. El periodista y escritor sevillano Antonio Burgos reclama que la vecina y serrana población de Arcos sea nombrada en vez de Arcos de la Frontera, Arcos de los poetas. Con su particular gracia expresiva, argumenta que al igual que en otros pueblos pusieron Polos de Desarrollo Industrial, en Arcos tendría que haberse puesto un Polo de Desarrollo Poético. Algo que la población vería bien dada la proliferación de poetas que, como dice, son para Arcos glorias locales; dado el número tan extenso que atesora.

Así, en su amplia nómina de la segunda mitad del siglo XX a la actualidad podría nombrarse a Julio Mariscal Montes que formó parte de la llamada “Generación de los cincuenta”, un grupo poético de posguerra que tuvo especial presencia en la provincia de Cádiz junto a otros como el jerezano Manuel Caballero Bonald, el gaditano Fernando Quiñones. A este poeta hay que sumarle otros contemporáneos a él que se reunieron en torno al grupo que formaron con la publicación de la revista “Alcaraván” y estuvo compuesto por Juan de Dios Ruiz Copete, Antonio Luis Baena, los hermanos Antonio y Carlos Murciano o Cristóbal Romero. A ellos se les unen otros escritores y poetas de aquellos años como Antonio Hernández,  Manuel Pérez Regordán o  los hermanos de Carlos y Jesús de las Cuevas.

Lee el resto de esta entrada

Dos reseñas periodísticas de la Grazalema de 1.926: El Padre Arnaiz, la constitución de la Adoración Nocturna de Grazalema y el fallecimiento de Cándido Ruiz.

 Sin títulojmo_phixr (1)

 Luíz Ruíz Navarro

Diego Martínez Salas

separador-para-web

 

Durante el primer tercio del Siglo XX, la religiosidad en Grazalema se ve marcada, por un proceso de secularización (por no decir de descristianización) y por un progresivo anticlericalismo que llegará a su cenit durante la década de los años treinta.

Sin embargo, como respuesta a este proceso, se produce paralelamente una revitalización de la vida religiosa, en buena parte centrada en los laicos, cuyo papel va aumentando a través de un asociacionismo religioso.

En Grazalema este “resurgir” religioso se verá promovido y fuertemente tutelado por la figura del sacerdote don Carlos Jiménez, Arcipreste de Grazalema que siguiendo las indicaciones de su Obispo, el futuro Beato don Manuel González, promueve el llamado “devocionalismo”, [1]  forma de religiosidad caracterizada por suponer una evolución desde la piedad individual, sentimental y romántica propias del S. XIX a expresiones y formas de religiosidad más sólidas, y doctrinalmente más respaldadas, entre las que destacan el culto a Sagrada Eucaristía, al Sagrado Corazón de Jesús y la devoción a la Santísima Virgen María que se consideran como el medio de alcanzar la regeneración moral en el mundo.

Tras la constitución de la Obra de las Marías en 1.916, destinada al culto del Santísimo por las mujeres de Grazalema, le llegó el turno a la fundación de la Sección grazalemeña de la Adoración Nocturna, que es una asociación de fieles (en aquellos años sólo varones) que, reunidos en grupos, se turnaban y aun lo hacen para adorar en la noche al Señor, presente en la Eucaristía, en representación de la humanidad y en el nombre de la Iglesia. Los adoradores, una vez celebrado el Sacrificio eucarístico, permanecen por turnos ante el Sacramento, rezando la Liturgia de las Horas y haciendo oración silenciosa.

Lee el resto de esta entrada

Las Tardes poéticas de Grazalema

31tardes poéticas copy_phixr (1)

separador-para-web

DESDE MI ALTOZANO

Las Tardes poéticas de Grazalema

Cándido Gutiérrez Nieto

.

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace

https://www.dropbox.com/s/3mlpj6t54sn5aoh/Programa%2011%20-%20Las%20Tardes%20Po%C3%A9ticas%20de%20Grazalema.wav?dl=0

 .

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos.

Hoy vamos a hablar, de nuevo, de las llamadas Tardes poéticas de Grazalema. Bien es verdad que posteriormente han existido y, afortunadamente aún existen, las “Tardes literarias de la Villa de Grazalema” que van ya por la vigésimo primera edición, es decir 21 años. Pero anterior a ellas, en su germen, y con rasgos muy propios, estuvieron estas Tardes poéticas en las que participé siendo un casi adolescente. Como recordarán del programa dedicado a su inspiradora, Mª Victoria Gallardo, aquellas tardes existieron desde 1977 hasta 1990.

Iniciadas para conmemorar la dramática muerte entre nuestras piedras del niño (de 12 años) hijo mayor de Mª Victoria, la primera, aún como un acto privado, se celebra en el domicilio familiar de la calle san José. En convocatorias posteriores, poco a poco, aquellos encuentros fueron a más. En estos 13 años, durante tres días de los meses de agosto, se fueron reuniendo cada año un número cada vez más elevado e importante de poetas venidos de todos sitios que convirtieron el verano grazalemeño en una cita obligada. El hecho, tuvo tal importancia que la crónica del periódico ABC después de la celebrada en el verano de 1989, contabilizaba la presencia en esta historia de un número aproximado de unos 40 poetas. Entre ellos, entre los más afamados, además de Mª Victoria Gallardo y el padre Joaquín Carretero (como cofundadores de estos encuentros), estuvieron los poetas portuenses José Luis Tejada y José Ignacio Varela Gilabert; el poeta de Arcos Jesús de las Cuevas, la jerezana Vicenta Guerra, el sevillano Aurelio Verde o la porterrealeña Paula Contreras, junto al grazalemeño Juan Miguel Pomar y un numeroso grupo de poetas noveles (unos más experimentados que otros) de los que mencionaremos, también por su procedencia grazalemeña de una conocida familia, a Marisa Martínez Salas y Francisco Salas.

Lee el resto de esta entrada

María Victoria Gallardo. Amor bajo la sierra gris de Grazalema

asc wqev_phixr (1)

separador-para-web

DESDE MI ALTOZANO

María Victoria Gallardo. Amor bajo la sierra gris de Grazalema

Cándido Gutiérrez Nieto

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace

https://www.dropbox.com/s/zph0rq7djzkb7dy/Programa%2010%20-%20Amor%20bajo%20la%20sierra%20gris%20de%20Grazalema.wav?dl=0

 .

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos

Confieso que una de las principales razones por las que acepté la invitación, que tan gustosamente me ofreció Radio Grazalema de presentaros semanalmente esta columna “Desde mi altozano”, fue hablaros, en alguna ocasión, de un fenómeno ocurrido en nuestro pasado reciente, que concentró las llamadas Tardes poéticas de Grazalema y muy especialmente de su inspiradora, la maestra y poetisa, grazalemeña de adopción, Mª Victoria Gallardo Nuñez.

A Mª Victoria Gallardo (Toya para tantos amigos) y su arraigo con todo lo nuestro y sobre todo su producción poética, quiero dedicarle este programa de hoy. A las Tardes poéticas le dedicaremos otro próximo. En este nos centraremos en Toya, porque su historia personal con nosotros, el pueblo de Grazalema, discurre en lo que he denominado como una intensísima historia de amor bajo la sierra gris de Grazalema; nuestras montañas.

Y hay razones para poner este título a este programa. Su segundo poemario, cargado de simbolismo, es una colección de bellísimo y emotivos poemas que se titula “Desde el niño y la Sierra”. Por tanto este espacio, la sierra, tiene, una enorme significación emotiva en toda su obra y su proyección en años muy importantes de su vida. Y con nuestra tierra, tuvo una apasionada historia de amor. Y gris, porque la vida es así, la vida tiene un color gris (para unos con tonalidades más próximas al blanco o viceversa). La vida tiene experiencias unas veces más claras y otras más oscuras. Como nuestra sierra, también son grises las tonalidades síntesis de nuestras vidas. Según las experiencias, comúnmente la vida transita entre claroscuros donde se mezclan, a veces, momentos negros y tristes; y también momentos luminosos que la ventura nos regala.

Lee el resto de esta entrada

Blas Gutiérrez Benítez

Sin título_phixr (2)

.

separador-para-web

.

Blas Gutiérrez Benítez nace en Grazalema el 14 de octubre de 1922 y con 91 años muere el 25 de agosto de 2014. Como muchos grazalemeños, Blas es un hombre del campo. Criado en los valles y estribaciones de la sierras de Villaluenga y Montejaque (Barrida, Patagalana o El Apeo) los primeros años de su vida adulta los dedica durante más de una década al oficio improvisado y autodidacta de “maestro del campo”. De aquella actividad siempre recordará cuando, pasados los años, en los días de fiestas de Grazalema se encontraba con muchos vecinos de los campos de la Ribera de Gaidovar y Arroyomolinos de Zahara quienes siempre le saludaban agradecidos por lo aprendido con sus lecciones y su dedicación en aquellos difíciles tiempos.

Lee el resto de esta entrada

La Iglesia de Nuestra Señora de la Aurora de Grazalema

10462711_291648114356335_5746883604214366931_n_phixr (1)

 separador-para-web

Diego Martínez Salas

A mi buen amigo Ángel Luís Gutiérrez Nieto, por su ayuda para la realización de estas líneas,  por su amor y preocupación por el patrimonio de Grazalema y en particular por la conservación y recuperación de la Iglesia de la Aurora.

 .

La Iglesia de la Aurora de Grazalema tiene su origen en la devoción popular a los rosarios callejeros. Éstas procesiones públicas, surgen a finales del S. XVII, como parte de los actos organizados con motivo de las misiones cuaresmales que los obispos, principalmente de Sevilla, Málaga y Cádiz, encargaban a los frailes dominicos, capuchinos y jesuitas en las poblaciones de sus respectivas diócesis.

En 1.688, el dominico fray Pedro de Santa María Ulloa, organizó en Sevilla el que viene considerándose como el primer rosario callejero permanente, y que se propagó inmediatamente a casi todos los rincones de España, desde los obispados de Málaga y Cádiz, en donde el capuchino fray Pablo de Cádiz estableció en 1.691, un rosario que reglamentó a través de su obra, “Triunfo glorioso del Santo Rosario” y que servirá de modelo a todos los promovidos por los Capuchinos en Andalucía.

La razón de ser de estos rosarios callejeros,  es expuesta por el propio fray Pablo de Cádiz, en la obra citada:

Lee el resto de esta entrada

Recuerdos y añoranzas de Grazalema de Francisco Campuzano. IIª Parte

grupo papa

separador-para-web

Francisco Campuzano Mateos

.

Considero obligado reconocer, que mi situación al día de hoy con respecto a los avanzados medios de comunicación, es similar a la de los analfabetos de hace setenta años.

 Sin embargo, gracias a la colaboración de mi hijo Paco y Diego Martínez Salas, me atreví no hace mucho a que éste colgara en Internet para Raíces de Grazalema, algo titulado “Recuerdos y Añoranzas de Grazalema”.

 Porque hasta ese momento en mi antigua Olivetti y la actual Brother eléctrica, yo solo había escrito unos folios dedicados a algún personaje político como Zapatero, a demostrar que Las Ventas, por el viento, no es la mejor plaza de toros para matadores de toros y ganaderos, y mayormente temas de caza.

Sobre mis perros y escopetas, anécdotas de mis antiguos compañeros de cacerías, como El Hormiga, Frasquirri y Jacinto o avistamientos y aguardos de tórtolas y torcaces.

Folios que, salvo algún hijo mío, ellos tres mis sobrinos José Mario y Manuel Mª, mis amigos Guillermo y Boni de Íllora, y alguien que mostró interés por conocerlos, ninguno otro ha leído.

Sin embargo, después de Recuerdos y Añoranzas de Grazalema, por los que me han felicitado, los que me dijeron que lo habían leído y sobre todo por el número de visitas a que dio lugar mi trabajo, han sido muchos los lectores; por lo que naturalmente quedé complacido.

Sin duda que aquella primera aparición se debió exclusiva y fundamenta1mente al cariño que siempre tuve a mi Pueblo.

En esta segunda colaboración, aparte de éste tengo otros dos motivos; el que por lo visto la primera gustara, y especialmente que Diego, a través de mi hijo Paco, me pidió que siguiera colaborando.

Aunque tengo que reconocer que en aquella ocasión, tan numerosos recuerdos y añoranzas fluyeron con espontánea facilidad, y sin ningún esfuerzo por mi parte, gracias a la lectura de tres colaboraciones, de otros tantos colegas y paisanos míos.

De ahí que ahora caiga en la cuenta de que, sin esa ayuda, me resulte más difícil escribir algo que resulte interesante y distraído a los posibles lectores.

Mas como además de Grazalemeños y “pringones” también esta es la tierra de los “apañaos”, que yo interpreto como personas que se desviven por hacerle la vida agradable a sus semejantes, eso me ha animado a continuar mi labor.

Y también, por supuesto, consecuentemente, por satisfacer los deseos de Diego, quiero con ánimo empezar mi segunda colaboración.

papa2_phixr

El autor de estas líneas durante su infancia.

.

Pasada recientemente la Fiesta del Toro de Cuerda, procede y me apetece contar algo sobre la actual; y especialmente de las de otros tiempos.

En todo el año ningún día como El Lunes del Toro, se congregan aquí más grazalemeños y oriundos de Grazalema.

Por otro lado, con el paso del tiempo, todo resulta mejor organizado; y el número de forasteros aumenta; viniendo cada vez más representantes de los pueblos donde se corren toros enmaromados.

Y muchas son las cosas que han cambiado para bien.

No obstante, yo echo de menos otras que antes tenían lugar.

Como la espera, durante la noche del domingo, de la llegada del Toro, ya que se ocultaba la hora, porque la presencia de gente en las calles no lo desmandara y volviera sobre sus pasos, entre copa y copa de aguardiente, oyendo intermitentemente los gritos de ¡ahora, ahora, ahora!

Y sobre todo el encanto de la traída del Toro por su pie, arropado por las más nobles y afables vacas, a juicio del Ganadero, y a ser posible por una torionda para que no le apeteciera abandonar la manada.

Resultaba agradable y emocionante contemplar, desde el interior de la reja de la casa, para no espantar el ganado, el paso de las reses, precedidas de Francisco Jarillo con su sombrero de ala ancha montado a caballo, y seguidas de sus hijos, su cuñado y Pepe, el hijo de éste, y otros ganaderos, como Benito, El Menea y alguno más que haya podido olvidar, con sus chivatas en la mano, recorriendo las principales calles del Pueblo, hasta desembocar en el Matadero.

Después de escribir esto del toro, casi me veo obligado a escribir cosas de mis tiempos de niño; por ser las que a mis años mejor recuerdo, y por enlazar con mi primera colaboración.

Por entonces los chaveas jugábamos en La Alameda al “Fuego de la Lata”; que por cierto me voy a morir sin saber a qué debía su nombre, ya que en dicho juego no existía fuego ni lata alguna.

Aunque por supuesto sí puedo explicar en qué consistía; había dos bandos.

 

11698645_793967884054363_897110162157443271_n_phixr

Llegada del toro de la Virgen del Carmen, con Francisco Jarillo y sus hombres.

 .

Los componentes de uno se colocaban en una fila, paralela a la fachada de la Aurora; mientras los del otro, a ser posible del mismo número de jugadores, lo hacían, de igual forma, en la parte de enfrente, próxima al Ayuntamiento.

Se trataba de pasar de una fila a otra, sin que ningún contrario lo impidiera.

Ganaba el bando que al final, cuando al contrario no le quedara ningún jugador, tuviera al menos uno.

Y si “a las luces encendías” tenían que irse todos a sus casas, el que en ese momento contara con mayor número de participantes.

Las carreras hasta alcanzar la fila contraria, eran más largas; porque entonces no había fuente ni estanque, sino unos bancos laterales, de piedra granulada, con dos pies verticales y otra horizontal en la que aparecía un anuncio de una Bodega de Jerez, cuyas letras estaban bordeadas por tiras de latón dorado.

También jugábamos a Los Correazos; juego bien fácil de entender; uno, al que le tocara, con una correa en la mano, corría detrás de los demás, persiguiéndolos con ahínco, para con ella sacudirle al que pillara cerca; era cuestión de darle a los pies tan rápido como cada cual podía.

A tenor de esto recuerdo a Pedro Jiménez, que vivía muy cerca de la calle Ronda, la que baja al Solar y que si no la han pavimentado recientemente, es la única que conserva el antiguo empedrado.

Era cojo, porque tenía una pierna más corta que otra; a pesar de lo cual les imprimía a ambas el movimiento acelerado de las locomotoras; por lo que cuando se lanzaba a todo trapo por la calleja de San Juan nos freía a correazos.

¡Cómo sacudía el cojo! ¡Hasta con la hebilla!

 ¡Y cómo no acordarme de cuando jugábamos a la pelota en el atrio de la iglesia!

 Para ello contábamos con la colaboración inestimable del párroco D. Juan Estrada Castro, ¡Qué cura tan bueno!

Muchas veces al estar paseando por el atrio, mientras leía el Breviario, al darse cuenta de que queríamos jugar, bien continuaba haciéndolo por fuera de las lanzas, bien tomaba la calleja que sale al Asomadero, y se iba a su casa para dejarnos libre el atrio.

 

10406673_1501211050144864_3004970115210461493_n_phixr

Don Juan Estrada, sacerdote de grato recuerdo con algunos de los monaguillos a los que hay que poner nombre.

 .

Aquellos partidos eran dignos de ver; yo me lo pasaba en grande viendo el ímpetu con que Andrés Chacón le entraba a Mariano Ruíz, a pesar de sus botas de “piel de hierro”, que le había hecho posiblemente como a mí, Esteban Heredia.

Por eso tal vez, cuando su equipo ganaba, Mariano, mirando eufórico al cierro de su casa que estaba enfrente, alborozado gritaba: ¡Tita Gertrudis, victoria, victoria!

Pero como no podía ser de otra forma en Grazalema, en verano jugábamos al toro de cuerda, más que a ningún otro juego.

En cada casa había al menos una cornamenta, para que los niños jugaran en la calle al toro. En la mía como éramos cinco varones, tres.

Y como entonces el Toro de la Virgen del Carmen se mataba en el matadero, algunos chaveas traíamos locos a nuestros padres para que a base de recomendación e influencia, nos consiguieran de Plácido o El Morito la cornamenta del de ese año.

Creo que fue en las vacaciones de 1.942, el primer año que fui a Los Salesianos de Ronda, cuando mi padre me la consiguió.

Lo primero que tuve que hacer fue buscar un sitio adecuado para enterrarla; para que ningún perro, que entonces había muchos sueltos por las calles, escarbando se la llevara, o me la robara otro niño.

En mi caso Ramona Ríos, muy amiga de mi familia, de mil amores me dejó la llave de su corral, que estaba al final de la calleja que bajaba al Montón para que allí la sepultara.

Porque Ramona nos quería mucho a todos los Campuzano; y más especialmente a mí; porque la visitaba más que ninguno, para que en el cubo de su pozo metiera la botella de cerveza La Cruz del Campo, que luego recogía muy fresquita poco antes de que mi padre volviera del Casino.

Hasta el punto de que alguna vez, más de una, cuando yo la acompañaba a algún sitio y alguna mujer que nos encontráramos por la calle, al referirse a mí dijera: ¡Vaya un niño malo! ella invariablemente le replicaba: Malo no es, es travieso.

Una vez enterrada la cornamenta ya empecé yo a pensar que pasados por lo menos quince días, para que los cuernos se desprendieran, tendría que sacarla.

 

11141326_1176588865700616_2494932584348907404_n_phixr

Plácido fue durante años el encargado de apuntillar al toro de la Virgen del Carmen. Hacia él se encaminaban la chiquilleria para conseguir el mayor trofeo de un niño de Grazalema, la cornamenta del Toro de Cuerda.

 .

Y que luego habría de llevársela a Candidito el carpintero, para que le pusiera un palo redondo con las puntas afiladas en el que se ajustaran las bases de los cuernos, que sujetaría, después de perforarlos debidamente, al palo con tornillos o puntillas, y le colocara, por la parte de delante una pieza de hierro para enganchar la soga.

Casi un mes ilusionado con esto y con que iba a tener la cornamenta más bonita y más bien hecha del Pueblo.

Y cuando con un escardillo fui a desenterrarla, resultó que no estaba donde la dejé; que alguno mayor que yo, o con una escalera, se la llevó; porque ni los perros ni los niños podían haber saltado aquella tapia.

¡Menudo berrinche que pillé! si bien no perdí la esperanza de hacerme con la del Toro de 1943.

 Sin embargo a Ramona le duró el disgusto hasta que volvimos al Colegio; era comprensible; sabía la ilusión que me habría hecho jugar con mis amigos con la cornamenta nueva, en vez de tener que seguir haciéndolo con la vieja de mi hermano Gabriel.

Por ampliar nuestra afición, ese año, más para abajo de la Casilla de La Luz, construimos una placita de toros aprovechando un llanete que rodeamos con una pared de piedras.

Allí sufrí yo mi primera cogida; mas bien un accidente taurino.

Trataba yo de pasar de muleta al que le tocó hacer de toro, con una enorme cornamenta, cuando éste, con fuerza e ímpetu inusitados, cogiéndome por el trasero, me echó por encima de la pared; viniendo al caer, a dar con la frente en un peñasco.

No me podía yo imaginar que de tal sitio del cuerpo, pudiera salir instantáneamente un chorro tieso de sangre.

Incorporado, con el pañuelo pude taponarlo; y con mi hermano Rafael, que también toreaba esa tarde, marchamos a casa.

Pero con un susto que no se me quitó hasta no ver a mi padre, sentado en su butaca de mimbre, en la casapuerta.

 

10622964_820992437951781_7917117144623891024_n

El juego del toro de cuerda, es quizás el único juego antiguo que mantiene su vigencia.

 .

Porque mi padre, para que tuviéramos cuidado al jugar en Los Peñascos, nos tenía advertido que al que se rompiera una pierna, él le rompía la otra. Y ni siquiera me tranquilizaba que cabeza no tuviéramos más que una.

Después de esta nota de humor negro, solo tengo que añadir, ya en serio, que la cosa acabó con que D. Antonio Pérez el médico, me dio un par de puntos; y en mi frente quedó una pequeña cicatriz, que a veces, al verla en el espejo, me hace recordar mi afición taurina de otro tiempo.

Francisco Campuzano Mateos.

26 de Julio de 2.015

 

images

Grazalema es de cine

 6

Grazalema es de cine

Por Cándido Gutiérrez Nieto

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace.

https://www.dropbox.com/s/ilju0d9kkq86k31/Programa%2031%20Grazalema%20es%20de%20cine.mp3?dl=0

separador-para-web

.

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos

Hoy vamos a tratar un tema muy hermoso porque la hermosura es el calificativo que mejor define la predilección que ofrecemos a los que nos conocen y se encaprichan con nosotros; muchos de ellos artistas, como ocurre con los que hacen cine. Y de vuelta con el paisaje de Grazalema, origen de ese atractivo de nuestra tierra, en una crónica encontrada en el blog de los ubriqueños Manuel Cabello y Esperanza Izquierdo, que hacen referencia al Diario de Jerez, publicada en enero de 1926 su autor Antonio Duran,dice los siguiente:

En Grazalema muy pocas huellas quedan de los árabes pues en su término  solo existe un puentecito que cruza el Guadalete, casi en su nacimiento.

Un puente, afirmo yo, del que sólo queda testimonio en una foto muy antigua recogida en el catálogo de Romero de Torres y que muchos de ustedes conocerán porque puede encontrarse en internet. Volviendo a esta crónica de 1926, en esta búsqueda histórica cuando hace alusión a las ruinas romanas de Acinipo en Ronda la Vieja, el señor Durán se detiene a hablar de Grazalema ya que su macizo se divisa a lo lejos con el pueblo en el centro de aquel enorme y descomunal roquedo. Y la referencia es muy interesante ya que dice textualmente “si alguno, a pesar de la opinión en contra de tantos autores, pregunta si fue efectivamente en el valle que desde allí se domina donde se dio la batalla de Munda (se refiere a la famosa batalla ya recogida en la historia en la que las legiones romanas, comandadas por el mismo Julio Cesar, se enfrentaron en nuestro territorio a los pompeyanos), le contestan señalando a gran distancia la cueva de Pompeyo”. Y es que ocurre que algo se ha llegado a creer sobre este hecho histórico que pudo situarse en nuestra tierra, ya que algunos investigadores como los hermanos Oliver Hurtado allá por los años 30 del siglo XX lo estuvieron situando en Ronda la Vieja. Y para los que hemos estado allí, en el altiplano de Ronda la Vieja, la imagen espectacular de nuestra tierra, de Grazalema en la lejanía, bien podría ser el lugar donde dice el cronista, el lugar donde esperaban las huestes de Pompeyo, ocultas tras nuestras montañas. Allí estaría lo que llama la Cueva de Pompeyo. Una imagen del paisaje con reminiscencias históricas que bien podríamos haberla visto en alguna de esas memorables películas sobre romanos que todos tenemos grabada en nuestra retina.

Lee el resto de esta entrada

Pedro Guerrero Castro

retr_phixr

 Pedro Guerrero Castro

Grazalema 1.831-Jerez de la Frontera 1.904

separador-para-web

 Luís Ruiz Navarro 

Diego Martínez Salas

 .

Hijo de José Guerrero Ruiz, y de Ana de Castro, nació en Grazalema el 27 de noviembre de 1831.

Nuestro protagonista vino al mundo  en el seno de una familia dedicada a la fabricación de paños, el cultivo de viñas y la crianza de vinos y aguardientes que su abuelo Atanasio Guerrero Romero, cultivaba y elaboraba ya en 1.794 en las fincas de “El Colmenar” y “Los Castillejos”. (1)

La progresiva crisis que sufrió la Real Fábrica de Paños de Grazalema, durante los primeros años del siglo XIX, determinó a su padre como a otros productores de paños, a abandonar la actividad, invirtiendo su capital en la adquisición de algunas de las fincas que estaban siendo subastadas en la campiña gaditana, como consecuencia de la desamortización de bienes municipales de propios y de la iglesia iniciada por el ministro liberal Juan de Dios Álvarez de Mendizabal.

José Guerrero Ruiz, dejó en Grazalema a su mujer y a sus hijos, marchando a Jerez de la Frontera en donde adquirió varias explotaciones y dehesas a muy bajo coste, durante este proceso de desamortización.

Lee el resto de esta entrada

Recordando la calle Corrales

 CWWCW 113 3_phixr

Por Juan M. Alberto

.
separador-para-web

No me gusta mucho recordar la infancia, y a lo mejor sí la juventud. Pero no podemos obviar la importancia de estas vivencias y cómo te marcan. Son algo muy a tener en cuenta, de mucho valor, porque en ellas esta ese bisabuelo o abuelo entrañable que conociste y que se fue, o aquellos amigos que marcharon a otro lugar y que si ahora vieras, pasarían desapercibidos por delante de tus ojos.

En estos recuerdos, los mas viejos de tu existencia también caben, sin duda, los de un mundo más auténtico y lo más parecido posible a ese pasado que, dicen, siempre fue mejor. Un pasado con utensilios que dejaron de usarse, electrodomésticos que ya ni se fabrican y una sociedad en la que la gente se comunicaba más y mejor, siendo capaz de vivir tranquila y entretenida sin un móvil entre las manos. Con conversaciones sobre el ganado, la cacería, el tiempo, o incluso la política cuando todavía resultaba agradable hablar de ella y cuando aún nos parecía a todos algo bueno y que había costado mucho conseguir. Hablo de los años ochenta, la década en la que viví mi infancia.

Si hay algo de esa década que me gusta recordar, es a todo aquel que de algún modo quise y que se marchó a algún cielo, siempre un cielo, sin retorno. Me gusta hacerlo porque siempre creí que quien murió sigue viviendo un poquito en la Tierra si los que lo conocieron continúan recordándolo. Ya no caminan por la calle, ni envejecen, ni disfrutan, ni ríen, ni lloran, pero queda algo de ellos en la memoria de los que siguen vivos. Como si esa fuese la última etapa de nuestras vidas; una etapa que dura hasta que ya no exista ninguno de los que se acordaban de ti.

Lee el resto de esta entrada

El Flamenco y Grazalema

FIESTA FLAMENCA.

DESDE MI ALTOZANO: El Flamenco y Grazalema

Por Cándido Gutiérrez Nieto

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace.

https://www.dropbox.com/s/q38nx5886h18k3a/Programa%2005%20-%20El%20Flamenco%20y%20Grazalema.mp3?dl=0

.


separador-para-web

.

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos

Por el interés en buena medida pasional que me mueve, he querido dedicar esta columna de hoy al tema del flamenco en Grazalema o más bien qué pueden tener en común Grazalema y el flamenco. Confieso, que como andaluz consciente me hubiera gustado saber más de este arte tan genuinamente nuestro, pero no llego más que a sentir una sensibilidad que a veces me estremece y brota a flor de piel cuando oigo un buen cante interpretado con hondura y acompañado por los sones de una buena guitarra. Vaya por delante que no soy flamencólogo ni me aproximo a ello, aunque por diferentes motivos me rozo con cierta frecuencia con buenos aficionados con quienes en muchas ocasiones he compartido como oyente, tertulias o audiciones flamencas.  Comparto, por ejemplo, familia con Carlos Rodríguez extraordinario guitarrista, miembro activo de la peña de San Fernando “El Chato de la isla”, quien le ha tocado en numerosas ocasiones a un sinfín de cantaores como es el caso de Aguilar de Vejer y hemos tenido la ocasión de verlo en Grazalema tocándole a este cantaor en la IIIª Recreación histórica.  Precisamente en estas recreaciones el flamenco está presente en Grazalema. En las ya numerosas visitas a nuestro pueblo, Carlos está construyendo una creciente amistad con el aficionado grazalemeño Antonio Valle a quienes les une el aprecio por las buenas guitarras y el amor por el buen toque. JAdemás, por citar algunas de estas proximidades, cultivo, desde hace años, una gran amistad con Fernando Gallo, natural de Paterna, quien ha estudiado y profundizado en el ámbito sociocultural del flamenco escribiendo libros recientes sobre los cantaores locales Rufino de Paterna y el Perro de Paterna y suele participar con frecuencia en actos. En conjunto, unos contactos amistosos y entrañables que no añaden mucho a mi atrevimiento al tratar hoy este tema sólo con leves pinceladas.

Lee el resto de esta entrada

La Real Fábrica de Paños de Grazalema: Sus reglas para la transformación de la lana y elaboración de los paños

carlos III

Escudo  de Carlos III. Este escudo y el de su padre Felipe V, debían de figurar en la puerta del depósito de la Fábrica de Paños.


separador-para-web

Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

.

En los artículos que anteriormente hemos ido publicando en Raíces de Grazalema sobre su Real Fábrica de Paños, vimos como los diversos Privilegios otorgados a la villa por Felipe V (26 de noviembre de 1745), y Carlos III (20 de agosto de 1.779), sometían todo el proceso de fabricación de los paños a la vigilancia y gobierno de Cuatro diputados y tres veedores organizados en la conocida como Junta de Veinticuatro de la Real Fábrica de Paños de Grazalema.

Esta Junta de Veinticuatro, presidida por el Alcalde Ordinario de la villa, elegía anualmente al Juez Delegado y al Subdelegado y que tenían por misión resolver los conflictos y disputas entre los distintos oficios, inspeccionando el cumplimiento de las Ordenanzas de la fábrica en la producción de paños. En dicha reunión se elegían igualmente a los Diputados que eran los encargados de la administración ordinaria de la fábrica. La junta se completaba con los representantes de los fabricantes y de los principales oficios que participaban en el proceso de producción y por el Secretario de la Junta que ordinariamente era el escribano o notario de la Villa y su Cabildo.

La Junta de Veinticuatro, al resolver los distintos problemas y conflictos entre los interesados en la producción de los paños, fue generando un auténtico cuerpo de normas que reglamentaba toda la actividad, y que estimábamos perdidas, hasta el feliz hallazgo de una copia del acta de la Junta de Fabrica del 16 de Enero de mil ochocientos veintiocho, celebrada bajo la presidencia del Alcalde Ordinario de Grazalema don Nicolás de Piña, y del Juez Subdelegado D. Juan Ximenez y Ximenez, en la que se hace constar la necesidad de ratificar y recordar a sus miembros, todos los acuerdos que para la buena marcha de la fábrica se habían ido aprobando durante su historia hasta la fecha de la reunión.

Lee el resto de esta entrada

La Fiesta de Moros y Cristianos de Benamahoma del año 1.935.

65029961

 .

 separador-para-web

.

Zahara y lo que después se conocería como Señorío de las Cuatro Villas (Ubrique, Benaocaz, Villaluenga, Grazalema, y los anejos de Benamahoma y El Bosque) fueron los territorios que durante más tiempo constituyeron la frontera entre el reino cristiano de Castilla y el Nazarí de Granada.

Los constantes enfrentamientos e incidentes de frontera, dejaron un hondo recuerdo entre sus habitantes base de las Fiestas de Moros y Cristianos, que estuvieron muy extendidas por los territorios del antiguo reino integrados hoy día, en las provincias de Granada, Málaga y Almería,

El aspecto teatral de la fiesta al que eran tan aficionados los españoles, la reafirmación del carácter religioso y católico de la comunidad, que los españoles consideraron históricamente como elemento definitorio del carácter nacional, frente a los enemigos tradicionales de la monarquía hispánica (moros, turcos y protestantes), y la afición a las escaramuzas o batallas con las que debían ejercitarse las milicias locales constituidas a partir del gobierno del Cardenal Cisneros y de Felipe II, hicieron que estas fiestas gozasen de un gran predicamento en la tierras del Reino de Granada, de las que Benamahoma constituía, ya bajo dominio cristiano, su última frontera oriental.

Lee el resto de esta entrada

Juan “El Mecha”, sus hurones y otros caracteres de Grazalema.

64790376

separador-para-web

 Por Gabriel Naranjo Carrasco

 .

Dedicado a  Don Francisco Campuzano Mateos (Paco Campuzano)

Se lo dedico porque sé lo mucho que él adora Grazalema, por lo buen amigo que es (era) de mi padre y porque estoy seguro de que algunas de las cosas que voy a contar le van a gustar y a darle un poco de alegría en estos momentos de su vida.

Para los que no lo sepan decirle que Paco Campuzano fue entre otras muchas cosas el delegado de la multinacional americana Westinghouse para Andalucía occidental. En aquellos tiempos (finales de los 60) esta multinacional fabricaba electrodomésticos y decidieron abrir sucursales en España, para representar a la compañía necesitaban a una persona de trato amable, buena educación y dotado para las relaciones publicas, entre otros muchos candidatos eligieron a nuestro Paco Campuzano para que los representara.

La nevera que hubo en el bar de mi padre durante más de 15 años fue una Westinghouse, Paco se encargó de los trámites para que llegara al pueblo,  fue la segunda nevera que empezó a funcionar en un bar en Grazalema (la primera creo que fue la de la bodega de Paco Castro) gracias a ese maravilloso invento (ahora todo nos parece normal pero no siempre ha sido así) las cervezas (y el Tio Pepe) estaban fresquitas. Aquella nevera nunca tuvo ni la más pequeña avería…..creo que por eso mismo esa compañía (Westinghouse) dejó de fabricar electrodomésticos…porque eran demasiado buenos y duraban demasiado tiempo…y eso es poco rentable.

Voy a contar algunas pequeñas anécdotas de algunos caracteres de aquellos tiempos,

Lee el resto de esta entrada

Desde mi altozano. La belleza de Grazalema no es casualidad.

AURORA BARRIENDO LA CALLE, LA BELLEZA DE UN PUEBLO NO ES CASUALIDAD

separador-para-web

PROGRAMA 6.

 La belleza de Grazalema no es casualidad

Cándido Gutiérrez Nieto

.

Para descargar el archivo de audio original, pincha el enlace.

https://www.dropbox.com/s/tgz43yrqu1wnb35/Programa%2006%20-%20La%20Limpieza%20en%20Grazalema.mp3?dl=0

.

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos

En pasadas columnas de este “Desde mi altozano” hice referencias al portal o blog de internet en faceboock titulado “Enamorados de grazalema”. Y en aquel entonces elogié sobre todo el amplio repositorio fotográfico que a todos los que lo visitamos nos llena de nostalgia y ternura. Entre las muchas fotos que aparecen en este repositorio hay una para mí de especial significación ya que además de su propio mensaje tiene una gran carga emotiva por que quien aparece en ella es mi madre. La foto, muestra una imagen sencilla, aunque muy simbólica, ya que Aurora aparece barriendo las extensas puertas de nuestra casa (o lo que era casi lo mismo casi media calle). Barrer la puerta fue durante más de 40 años, hasta que sus fuerzas y capacidades se lo permitieron, el primer ritual doméstico que Aurora hacia de cada día. En muchas ocasiones en las madrugadas del invierno lo hacía de noche antes de las 7 de la mañana.

Esa actividad, muy común hace décadas entre las mujeres de nuestro pueblo, aparentemente insignificante, es tenida en cuenta por quienes comentan la foto como símbolo de nuestra belleza colectiva. Y entre los comentarios hay referencias que a mi madre, cuando las ha conocido, le han emocionado y llenado de satisfacción personal: ser ejemplo de una actitud educada, trabajadora y excepcional.

Curiosamente, la foto se completa, junto a la imagen de Aurora con su escobón y recogedor en cada mano en la esquina de la casita de la calle Portal, con un pequeño letrero que en aquellos años había colocado el ayuntamiento en varias esquinas del pueblo para estimular la limpieza de la vía pública que decía: “Grazalema, aún más limpia”.

Lee el resto de esta entrada

Recuerdos y añoranzas de Grazalema de Francisco Campuzano Mateos.

 

 papa3

.

separador-para-web

Francisco Campuzano Mateos

Granada, Junio de 2015

 .

Como mi hijo Paco sabe de mi interés, como buen grazalemeño, por todo cuanto tenga relación con mi Pueblo, en la última visita que nos hizo a Granada, con motivo de la Feria de Sevilla, me trajo las colaboraciones: “Benito el pastor, y sus perros”, de Gabriel Naranjo Carrasco; “Recuerdos de la calle de Las Piedras”, de Cándido Gutiérrez Nieto; “Don Guillermo, y el Centro Parroquial de la Juventud”, del mismo Gabriel; y “De los primitivos caminos de Grazalema al primer accidente de tráfico”, de Luis Ruiz Navarro, y Diego Martínez Salas.

Quiero por tanto, en primer lugar, dejar constancia, significativamente, de mi agradecimiento, tanto a mi hijo corno a los autores de estos trabajos literarios.

Pero como con la lectura de estos veintitrés folios, cosa que he hecho con fruitivo interés, ha sido tal el cúmulo de recuerdos y añoranzas que acudió a mi mente, que no he podido resistir la tentación de plasmarlos en estos otros, que a continuación escribo.

Lee el resto de esta entrada

La lana, el antiguo oro de Grazalema. El proceso tradicional de su transformación.

francisco ramirez menacho

Foto: Francisco Ramírez Menacho

Fernando Campuzano Domínguez

separador-para-web

Vamos a situarnos en pleno S. XVIII. Y en un lugar llamado Grazalema dentro de la Sierra de mismo nombre, en la provincia de Cádiz.

Ahora me propongo divulgar como era el proceso de transformación de la materia prima más preciada en este nuestro pueblo, LA LANA, en un simple y sencillo hilo que queda en una madeja. A partir de aquí, ya el proceso se complica hasta convertirse en Manta, este se lleva lugar en los Telares y Fabricas, al ser más largo y complicado, como dijimos antes, lo aparcaremos para más adelante.

Hemos de decir primeramente que el proceso actual de convertir el Vellón en hilo ha variado y por tanto el que exponemos el el que existiría en la Península en estas fechas. Los datos están tomados del Libro que se publico hace años y que recoge las Respuestas que mando recoger el Marqués de Ensenada y se editó en Julio del 1996. Su Titulo es el siguiente : GRAZALEMA 1752. Según las Respuestas Generales del Catastro de Ensenada. Editorial Alcabala del Viento. El proceso se explica en la página 286.

Lee el resto de esta entrada

El Secuestro de Francisco Jarillo por el maquis en 1.947

11272198_773325562774494_520969234_n

Francisco Jarillo Benítez

separador-para-web

A don Francisco Menacho Fernández Menacho por su colaboración en la redacción de esta y otras entradas y por su cariño y curiosidad por todo lo que se refiera a Grazalema.

Tras la finalización de la Guerra Civil española, numerosos ex combatientes del ejército republicano, principalmente comunistas y anarquistas, se echaron al monte con la intención de reiniciar la lucha una vez que se produjera la esperada invasión de España por los aliados en el  marco de la IIª Guerra Mundial.

En Andalucía, la actividad de los maquis, se centró en dos focos independientes: la zona montañosa de la Sierras de Ronda y Grazalema, por un lado y la zona de las sierras que dividen las provincias de Málaga y Granada por otro.

En la provincia de Cádiz, operaron varias partidas, la más importante  de ellas y en la que nos vamos a centrar era la comandada por Bernabé López Calle.

Lee el resto de esta entrada

Desde mi altozano. El ejemplo de los grazalemeños de otros tiempos

Dest_Arcos

Tercera entrega del programa de Radio Grazalema “Desde mi altozano”.

Por Cándido Gutiérrez Nieto

separador-para-web

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos.

En esta ocasión me quiero parar, aunque someramente, en algunos pasajes de la historia de Grazalema. Bien es verdad que esa historia tiene aún mucho que descubrir. Por lo pronto en esta de hoy me voy a valer de datos ya conocidos y de sus testimonios. Si viajáramos en la noche de los tiempos, veríamos que la identidad humana e histórica de Grazalema, y su entorno en términos municipales de pueblos vecinos, existen desde la prehistoria. Así lo testifican vestigios de primer nivel como es el caso de las pinturas rupestres de la Cueva de la Pileta en Benaoján (Málaga), o los dólmenes de Alberite en Villamartín, el Juncal en Ubrique, o del Puerto Montejaque a sólo 16 km. de Grazalema.

Lee el resto de esta entrada

Don Andrés Vera y Moscoso. Capitán de los Tercios de Flandes y Gobernador y Capitán General de Venezuela

alferez_de_los_tercios_espanoles_siglo_xvii._oleo_de_augusto_ferrer-dalmau

separador-para-web Luis Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

.

Grazalema. Invierno de 1.629

 .

Durante los últimos días de 1.629, la sosegada vida de la villa de Grazalema, se vio alterada por la llegada de una curiosa comitiva encabezada por una bandera blanca, pintada de esquina a esquina con la cruz roja de San Andrés.

Flanqueada por varios tambores de piel de lobo; a su frente marchaba una adusto oficial ricamente vestido y montado en un soberbio caballo español, al que seguían alegremente un grupo de soldados veteranos de Italia y Flandes, ataviados de una forma tan elegante y lujosa como su Jefe y que parecían más caballeros y nobles adinerados que hijos de pecheros del pueblo llano del que procedían.

Con la seguridad y la reciedumbre adquirida en la milicia, comenzaron a vaciar rumbosamente sus bolsas en las posadas y tabernas de Grazalema, invitando y hablando ruidosamente a los parroquianos de la lujosa vida de Italia, y Nápoles, de sus mujeres, de los banquetes y fiestas de la Lombardía y de la fortuna que con tremenda celeridad un soldado podía conseguir con la soldada y los botines de las ricas ciudades de Flandes. Y lo más importante para un español del siglo, les hablaron del valor y la honra que podrían demostrar, luchando en una guerra justa en defensa del Rey y de la Religión contra los herejes holandeses, alemanes e ingleses.

Lee el resto de esta entrada

El Gazpacho de San Miguel. Un relato de Andrés Sánchez

luto

.separador-para-web

Por Andrés Sánchez

.

Estaba allí, deslumbrante. La toquilla oscura que cubría su pelo, se movía con el levante como una mariposa gigante. Era delgada, enjuta, de labios carnosos, húmedos y callados, preparaba bajo la sombra de una encina retorcida, los avíos para cocinar el gazpachuelo de San Miguel. Vestía el negro, un luto adoptado e impuesto de Abuelas a Madres y de Madres a hijas, guardando la memoria del guindado del Bisabuelo, del borracho del Abuelo y del putero de su Padre, que tanto uno como otro y otro como este, tuvieron la mala leche, de morirse pronto, y morirse jodiendo, y seguir jodiendo con la obligación de guardar la memoria con un negro que pesaba sobre las carnes prietas como una losa de marmol.

 .

descarga (1)

 .

Adrian, soltó por un momento el arado y se secó el sudor con el dorso de la mano, en Septiembre, el calor se pegaba en los pliegues de la piel, se metía por las costuras de los calzones, taponaba los poros de la piel, y se posaba sobre los hombros, un pájaro gigante, pesado y amarillo que derretía las emociones de las personas y amortiguaba las exigencias de los gañanes. Cuando levanto los ojos, se encontró con los suyos castaños, repiqueteando con las pestañas encendidas, un atisbo de sonrisa se dibujo en su rostros de alabastro, y volvió a sus tareas, turbada y eléctrica, estaba allí, como una sombra mas de las ramas del árbol, triste y oscura, pero, cuando él la miraba fijamente, con los ojos muy abiertos, le parecía que alrededor de la cintura estrecha, volaban con movimientos relampagueantes libélulas azules, blancas y del color del vidrio verde de las botellas de vino. De pronto, el reinicio con brío su faena, arreando a la mula para que tirara del arado, y sonriendo abiertamente, a la tierra reseca que vomitaba hormigas rojas…. Esta noche, cuando cayera el Sol y le quitara la ropa, volvería a vestirla de colores con sus labios quemados, y le regalaría un vestido de besos. Besos azules blancos y verdes como las libélulas de su cintura, los dos solos, enredados sus dedos, sus brazos, sus angustias, sus piernas, sus agonías diarias, sus carencias, sus miradas y sus miedos gigantes, en su palacio de adelfas con alfombras de agua, junto a los juncos afilados del Guadalete.

 

images1

 

En Grazalema el gazpacho caliente era conocido como “Gazpacho de San Miguel por ser este el día en que comenzaba tradicionalmente el año agrícola, se pagaban y concertaban los arriendos de las fincas y comenzaba el particular viaje de los jornaleros grazalemeños a los cortijos. La receta de este “meneao”, como también se le conocía nos la ha preparado la grazalemeña de Chiclana, Isabel Segundo Salas, hija de Antonia Salas Fernández y que transcribimos a continuación, conforme a la fórmula tradicional algo olvidada, quizás por los malos recuerdos a los que iba asociado este plato.

.

Gazpacho de San Miguel o “meneao” de Grazalema

.

Ingredientes

.

1 pimiento de los pequeños.

3 tomates.

2 ajos.

1 pimiento rojo de los gordos.

1 pimiento verde de los gordos.

Sal y pan de Grazalema.

,

10155357_821841611216721_3594832431873009781_n

.

Elaboración

.

Se ponen a asar los dos pimientos gordos, para tenerlos preparados. Luego se pone los tres tomates a hervir, cuando lleve un ratito se le añade el pan; nosotros le pusimos media pieza de pan de Grazalema. Mientras tanto, se trituran los dos ajos, el pimiento pequeño y la sal, hasta que quede hecho caldo.

Cuando tengamos los pimientos asados y frío, los pelamos y hacemos tiras.

En el pimiento y los ajos que hemos triturado, ponemos los tomates que hemos hervido y el pan escurrido, lo mezclamos todo muy bien, deshaciendo un poco el tomate; luego añadimos trozos de pan seco, le echamos un poco de aceite, le hacemos con el machacador agujeros para que el aceite penetre por el pan, le ponemos las tiras de los pimientos que hemos asado y lo tapamos un ratito, con papel de aluminio, antes la gente lo tapaba con un paño, y listo para comer.

.

images1

.

 

 

La vida de un jornalero de Grazalema en 1.883.

 

 

jornajorna

Grazalema 1957. Foto: Eugene Harris.


separador-para-web.

Isabel Segundo Salas

Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

.

Corre el año 1883, y la Sierra de Grazalema es noticia diaria en la prensa nacional. El primer anarquismo andaluz que había arraigado profundamente en la sierra tras el fracaso de las expectativas puestas en la primera república, no ve otra salida a las duras e injustas condiciones de vida de los jornaleros que la violencia. Es el tiempo de la Mano Negra. Fenómeno que sabemos fue sobredimensionado por las autoridades del gobierno, para justificar, por incitación de las oligarquías jerezanas, una dura represión que frenara la expansión del primer movimiento obrero andaluz, y garantizase la regular recolección de las cosechas y la sumisión de los jornaleros; obviando cualquier otra medidas de justicia social o de transformación de los elementos estructurales que motivaban la miseria de la gran mayoría de los habitantes del interior de la Provincia de Cádiz.

Ante la campaña general de desprestigio que se estaba realizando en la prensa nacional, para justificar la represión, el periódico republicano El Globo, publicó el 6 de Marzo de 1883 un interesante artículo que nos da un vivo retrato de la vida de los jornaleros grazalemeños durante el periodo que va desde 1.850 hasta la década de los años cuarenta del S. XX.

Transcribimos el texto original interpolando entre corchetes el significado de algunos términos agrícolas que utiliza su autor y que hoy resultan desconocidos para una sociedad cada vez mas urbana y alejada de los campos y su faenas:

Lee el resto de esta entrada

Carta a Pauline

 6866669

.

Por Juan M. Alberto

.

separador-para-web

.

                                                                                                 Grazalema, Julio de 1953

.

Querida Pauline.

 .

Ya sé que lo nuestro no tiene solución, que no habrá reconciliación posible, pero me gustaría seguir describiéndote esta tierra tan bella y tan decadente. No pretendo atosigarte otra vez con la verborrea  técnica de siempre, ni mucho menos. Ahora, en esta humilde nota escrita sobre áspero papel español, no mencionaré a Malinowski, ni a Mauss, ni a Boas, ni siquiera a mi brillante nuevo amigo Caro Baroja. No habrá más allá de este párrafo término etnográfico alguno. Solo quiero que conozcas mejor el mundo sureño que ahora me acoge. No te lo quiero describir como un antropólogo, sino como el enamorado que empieza a querer a esta tierra igual que un día te quiso a ti.

Sería muy placentero para mí que aprendas a valorar tu grata condición, que entiendas lo afortunada que fuiste al nacer en nuestro nebuloso país y en una familia de afamadas actrices y aristócratas pudientes como las nuestras. Y si no llegas a ser capaz de entenderlo, te invito a que te vengas conmigo y contemples la miseria que aquí me rodea. Una miseria que te repugna al mismo nivel que te atrapa y cautiva.

Ya estoy acabando mi proyecto y creo que sé cómo lo llamaré, seguramente “Hombres de la Sierra”. Finalmente me he centrado en ese pueblo pintado de cal que por suerte descubrí, el más bello que sin duda jamás he visto y en el que ahora me hallo. Es tan hermoso como austero y abrupto. Aquí no llega el tren, ni siquiera una carretera decente. Mi coche parece que va a desarmarse por ese camino sinuoso y atestado de piedras, pero luego tiene su recompensa, porque cuando entra en este lugar arrinconado entre sierras, se siente único y admirado por todos; aquí apenas hay tres de ellos, tan solo el del cura, el de un taxista, y alguno más. Son tan escasos que ni siquiera el alcalde tiene, siendo el mío el más grande y lujoso.

Hoy he conocido a un hombre joven, más o menos de mi edad. Era tímido y retraído, lo supe solo al ver la forma en la que me miraba desde encima de su mulo. Finalmente conseguí robarle unas palabras. Me dijo que iba a trabajar, a segar trigo, cosa que me sorprendió, pues aunque había luna llena, ya era de noche. Cuando quise saber por qué lo hacía a esas horas, me contestó que necesitaba ahorrar dinero para casarse y que si le sobraba se compraría una viña. Está claro que los sueños de estas gentes son muy distintos a los nuestros. Estoy seguro.

 

descarga (28).

Cuando le pregunté por su novia me acordé de nosotros. Me vino a la memoria el respeto que siempre le tuve a tu padre; todo un señor. Él hablaba igual del suyo, aunque cierto es que todo lo pronunciaba así, como con miedo. Aquí casi todo el mundo vive asustado y atosigado por un régimen devastador. Tan solo veo relajados y felices a unos cuantos que siempre andan por el casino y el ayuntamiento; son los ricos y poderosos. En ocasiones encuentro a pobres risueños, pero sus sonrisas son intrusas, seguramente esconden más dolor que alegría, más agotamiento que fortuna.

Francisco, así se llama, me dijo que su futuro suegro responde al nombre de Blas y es apodado como “el perdío”, oriundo de ese otro lugar que te dije me gustaría conocer, Villaluenga, otro pueblo humilde, seguro. En estas latitudes casi todos los autóctonos son así, repletos de manos agrietadas, camisas blancas rotas y pies descalzos. Pero  Grazalema tiene algo más, ella es única, enigmática y silenciosa.

Este hombre tímido, al que gustan apodar como “el sene”, no parece tener meta alguna en la vida, o será solo que no lo demuestra. Seguramente sí la posea, pero no irá más allá de comprarse una pequeña viña pagada con muchas horas de sudor nocturno, y poder subir a su prometida al altar. Posiblemente ni siquiera él lo sepa, no creo que le quede mucho tiempo para poder pensarlo. Tan solo unas pocas horas para dormir algo y volver al trabajo con el alba.

A mi ahora me ocurre igual, igual que al pobre Francisco, no estoy seguro de nada, porque aún me pregunto si lo nuestro podría volver a funcionar. Mientras él siega a destajo, yo miro la noche callada pasar entre la reja de mi ventana y me vienen a la memoria nuestros paseos juveniles por las calles siempre mojadas de Londres, y aquellas melancólicas tardes de estudio, sentados bajo un viejo reloj de pared y junto a una taza de humeante té inglés. En momentos como éstos me planteo si mi vida sería más plena estando a tu lado, y sobre todo, qué podría cambiar de esta vida errante para que volvieses a quererme.

 .

           Del que no te olvida,

 .

                                                       Julián A. Pitt-Rivers

 .images1

 

Dedicado a Francisco Sánchez Ramírez, mi abuelo, que aunque calló  mas de lo debido y aguantó más allá de lo inaguantable, supo pasar por el mundo con bondad y sin molestar.

 

63870061

 

La Plaza de la Puentezuela

grazalema05

.separador-para-web

.

Cándido Gutiérrez Nieto

.

Queridos paisanos y paisanas. Un cordial saludo a todos

Como les dije en la presentación de esta columna, Grazalema están mis raíces situadas en mi infancia y juventud que quedaron ancladas en las ya lejanas décadas de los años 60, 70 y 80 del pasado siglo. Y por aquí quiero empezar.

El poeta y escritor Miguel de Unamuno dijo aquello de No sé cómo puede vivir quien no lleve a flor de alma los recuerdos de su niñez.

Y mis recuerdos, los recuerdo de aquella infancia de los años 60, tuvo en Grazalema un lugar propio y común. Aquella infancia que ahora evoco, se desenvuelve para mí, en torno a la plaza grande que para muchos niños de entonces era todo lo que rodeaba la fuente de la Puentezuela. Y digo Plaza porque en aquellos años estas esquinas parecían la plaza del centro de Grazalema, ya que competían con la Alameda concentrándose allí establecimientos tan importantes para un pequeño pueblo como eran el cuartel de la Guardia Civil. El estanco. Las dos barberías del pueblo, la de Pedro anexa al estanco y la de Caballero que era además tasca de vinos, posteriormente barbería del bueno de Domingo. Un poco más arriba, en el altozano de los Corrales cerquita de mi casa actual, estuvo la panadería de Ceferino, y en la calle Nueva la confitería de los Castro (de la que salían  los cartuchos de sal y los dulces artesanos que vendía Manolo en su canasto de fraile, mientras Juan despachaba helados en las esquinas al grito de “al rico helado mantecado”. También en esta calle, recuerdo los productos que vendía Teresa, traídos por Manolo con su borriquita cargada de uvas de los Terrajos. O el pan de Andrés el Cristo. O la lechería de Teresita junto a los productos de la huerta de la obra que cultivaba Sebastián; y el reparto diario de leche de casa en casa que nos hacía su hijo Antonio. E incluso la tienda de Josefa Salas con su olor profundo a jabón verde entre tiestos de barro y caramelos de a gorda. Y como no, la tienda de Blas y Aurora, mis padres, antiguo cafelillo y luego colmado de ultramarinos, bazar, como otras del pueblo como la de Antonio Soto o Pedro García, donde no cabía un alfiler y se vendía de todo. Tiendas completamente llenas hasta los techos con sus escaparates expectantes de niños en las vísperas de los Reyes Magos.

Nuestros límites espaciales, en aquellos días del brillo infantil, estaban en el recreo que era para nosotros el montón donde encontrábamos el rellano de tierra suficiente para imaginarnos un campo de fútbol o los terraplenes accidentados donde construíamos toboganes o resbalaetas; para enfado de nuestras madres porque allí se rompían para siempre aquellos pantalones llenos de remiendos. En el Montón estrenábamos los juguetes del día de Reyes casi siempre vestidos de cowboys que cada año nos traían alguna nueva versión de las pistolas de El Virginiano o los hermanos de Bonanza.

.

Imagen2 (1)

.

Y en la Puentezuela la fuente era la fuente, siempre la fuente; era el centro de este carrusel de actividad donde las mujeres iban a por agua y los hombres del campo paraban a dar de beber a sus bestias.

Junto a la fuente se pregonaba el pescado que había llegado ese día a la plaza de abastos, se leían los bandos del ayuntamiento (“de parte del Sr. Alcalde se hace saber…) y se colocaban los carteles de las corridas de toros de la feria. Junto a la fuente, cada diana floreada de cada día importante del año, la banda de música hacía una parada especial que concentraba a los vecinos de las calles vecinas.

La fuente, la fuente era nuestra plaza. Un lugar privilegiado, como fue privilegiado para otros niños otros lugares del pueblo (el llanete, la calle Nueva, la Alameda, los peñascos, …). Porque el privilegio real y verdadero, no era sólo el lugar, era principalmente y sobre todo la edad, tener y compartir jugando en las calles los años de la infancia. Ese tiempo tan rico y fugaz que todos hemos dispuesto y todos compartimos. Para los niños de entonces, aquellos tiempos estuvieron también marcados por la ausencia de casi todo y por la mucha necesidad. Desde luego que peor, mucho peor fue la de nuestros abuelos, pero nuestra vida y sobre todo la de nuestros padres se vivió con un suspiro permanente que provocaba esa necesidad, con medio pueblo en la emigración y el otro medio tirando como se podía en la espera de tiempos mejores.

Aquellos tiempos contrastan con la opulencia de otras décadas posteriores y la escuela de la necesidad fue un lugar común que formó una generación de españoles y particularmente grazalemeños/as que hoy se distinguen por aquella educación, que obligada y dura, fue útil y efectiva; haciendo que la mayoría sean personas responsables, trabajadoras y comprometidas con su familia y su pueblo.

En fin, la infancia y la Puentezuela, todo un barrio cuajado de miles de anécdotas, para haber realizado hoy una serie de TV al estilo de “Cuéntame”, que ocupó aquella infancia cargada de nostalgias de calles animadas que en la actualidad contrasta bastante con esas mismas calles que cuando visito el pueblo se me antojan más vacías, con menos vecinos y menos ajetreo, por las que los vecinos más que convivir transitan a toda prisa. Calles que hoy  me parecen, además de despobladas, de esquinas desoladas dominadas ahora por los coches y sus riesgos.

Lo importante es rescatar esas calles para los niños y los mayores y aprender de la enseñanza profunda de compartir lugares y afectos, imágenes que duraran para siempre y marcaran nuestros pasos.

 

 Imagen1

 images1

Grazalema en los tiempos del Cólera. Las epidemias de 1.834 y 1.855.

imagen-a021109

 .separador-para-web

Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

 .

La epidemia de 1.834

.

El cólera morbo, cólera asiático o enfermedad del Ganges, como también se le conoce, es una infección intestinal, de tipo agudo y diarreica  que atacó  la península ibérica por primera vez durante los años 1833 y 1834.

Declarada por primera vez en Huelva en agosto de 1.833, fue extendiéndose por toda Andalucía, perdiendo fuerza conforme avanzaba el invierno, sin que al parecer llegase a afectar a  los pueblos de la Sierra.  (1)

Sin embargo, llegado el verano de 1.834, brotó con enorme virulencia afectando de lleno a Grazalema, Benaocaz y Ubrique, como se deduce de la prensa de la época que publicaba un informe del Presidente de la Junta de Sanidad de Cádiz de fecha 8 de julio en el que se anunciaba que “Ubrique se había declarado en estado sospechoso”,  y que  en Grazalema se habían declarado 66 enfermos, 46 curados y 15 fallecidos, durante el periodo que iba entre el 26 al 28 de junio de 1.834. (2)

Lee el resto de esta entrada

El impacto de la obra y la personalidad de Pitt-Rivers y la polémica en torno a su monografía sobre Grazalema

44556_150534014973921_5849343_n

Julian Pitts Rivers

.

Por Francisco Campuzano

.
separador-para-web 

Biografía

.

Julian Pitt-Rivers nació en 1919 en Londres, en el seno de una familia con amplia tradición en la dedicación a la antropología y estrechamente ligada a la universidad de Oxford.

Su bisabuelo, el general Augustus Henry Lane-Fox Pitt Rivers fue uno de los fundadores de los estudios antropológicos en la Universidad de Oxford y creó el Pitt-Rivers Museum de Oxford, donde se conserva la mejor colección privada de instrumentos musicales primitivos. Su padre, el capitán G. H. F. Pitt-Rivers, fue autor de una interesante obra sobre los pueblos primitivos del Pacífico. Su madre, actriz y deportista, era hija del último virrey británico en Australia.

Julian Pitt-Rivers, al igual que su padre, fue alumno del Colegio Worcester. Después estudió historia en Oxford. Durante la Segunda Guerra mundial prestó servicio en los Dragones Reales, combatiendo en el desierto líbico – la mayor extensión desértica de Egipto, situada al oeste del Nilo. Terminada la guerra, fue nombrado por el Foreign Office preceptor del joven rey Faisal II de Iraq, que tenía entonces siete años. Ejerció este cargo en la corte real de Bagdad durante dos años. Posteriormente, en 1958 se produjo el golpe de Estado protagonizado por el grupo de los Oficiales Libres que acabó con el asesinato de la toda la familia real iraquí y puso fin al dominio colonial británico sobre Iraq. Según declaró Pitt-Rivers en una entrevista realizada por Joan Prat Caros y publicada en 1989, su estancia en Bagdad le sirvió para darse cuenta de que las diferencias culturales eran más radicales que las meras diferencias de leguaje (en la corte se hablaba inglés) y eso fue lo que le indujo a estudiar antropología.

Lee el resto de esta entrada

Los Peliculeros (o el primer rodaje cinematográfico en la Grazalema de 1.933)

descarga (1)

separador-para-web

 Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

 

El grandioso paisaje de nuestra Serranía,  la riqueza de colores que  con sus variados matices  la adornan en cualquier época del año, la belleza del pueblo recostado en la sierra en el único sitio posible, con sus casas  blancas de tejas rojas, en perfecta armonía con la naturaleza que la rodea,  asombró desde siempre a los forasteros.

Desde finales del  siglo XVIII  y  principios del  XIX,  viajeros extranjeros,  ingleses la mayoría, relatan el impacto que les causan los paisajes que observan.   Admirados se apresuran a pintarlos, tratando así de conservar para siempre sus recuerdos.

Se inventa la fotografía y también conservamos testimonios de aquellos pioneros que, cámara al hombro, literalmente, pues eran artefactos enormes, fotografían paisajes y paisanos…

Y llega el cine.    La primera noticia que tenemos documentada sobre el interés por filmar en Grazalema, la encontramos publicada en un recorte de prensa que  conservamos, ignorando que periódico la publicó  La firma como corresponsal José Guerrero, el 21 de junio de 1933.

Lee el resto de esta entrada

De los antiguos Caminos de Grazalema al primer accidente de Tráfico.

�´ñl.,mnbvcx

Acceso a Grazalema construido en el año 1.924

 .

Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

separador-para-web

 

Las características geográficas de Grazalema y de la montuosa sierra que la circunda, han venido determinando históricamente la existencia de malas vías de comunicación con el resto de las principales ciudades andaluzas. Pero ni este hecho era una excepción en el panorama general de la Andalucía de los Siglos XVII y XVIII, ni impidió el nacimiento y expansión de una floreciente industria textil que desarrollaron los grazalemeños comerciando con sus principales mercados que radicaban en el territorio de las actuales provincias de Cádiz, Sevilla y Málaga, como se deduce del siguiente texto de 1792:

.

“La situación de la fábrica es muy ventajosa; porque dista 17 leguas de Cádiz, 16 de Sevilla y 14 de Málaga; cuyas poblaciones y territorios le proporcionan las primeras materias y un consumo seguro de sus paños”. (1)

 

Los antiguos caminos de Grazalema

 

Es más, contra lo que podría pensarse, Grazalema no se encontraba al margen de las rutas habituales que comunicaban dichos mercados. En concreto, era paso obligado de la principal vía de comunicación entre Málaga y Cádiz, y cuya única alternativa era o bien embarcarse en una travesía marítima a menudo de resultado incierto por las continuas guerras con Inglaterra, el tiempo y los piratas; o bien utilizar los caminos de la costa, en los que, al peligro de los bandoleros y corsarios bereberes que habitualmente desembarcaban en sus playas, se unía la inseguridad provocada por los derrumbes y avenidas causadas por los numerosos arroyos, y barrancos que jalonan su accidentado litoral y que interrumpían constantemente el tránsito de personas y mercancías, con grave peligro para su seguridad.

Lee el resto de esta entrada

Don Guillermo y El Centro Parroquial de la Juventud ( El Club)

 1601087_624525684290447_213814325_n_phixr

Guillermo Camacho Negreiras

.

separador-para-web

.

Por Gabriel Naranjo Carrasco

Fotos: Andrés Valle Menacho

 .

Quiero hacer un pequeño homenaje a un gran hombre de los que pasaron por Grazalema y que mejoraron las vidas de muchos de nosotros en tiempos muy difíciles.

Animo a los que tengan anécdotas o historias simpáticas de aquel club y de aquellos tiempos que las escriban.

Quisiera empezar diciendo que la Grazalema de finales de los años 50, 60 e incluso 70 del siglo XX no era un sitio donde se le daban facilidades a las personas jóvenes para relacionarse.

Lee el resto de esta entrada

Gallina rellena con perillos de Grazalema

retrato dionisio perez

Dionisio Pérez Gutiérrez

(Grazalema 1.872- Madrid 1.935)

separador-para-web.

Esta antigua receta es mencionada por el brillante escritor, periodista y gastrónomo grazalemeño Dionisio Pérez Gutiérrez, en un interesante artículo publicado en el diario “La Voz” en su edición de 29 de febrero de 1.928, y que firmó bajo el pseudónimo POST-THEBUSSEM, con el que solía suscribir sus escritos culinarios que convirtieron a este grazalemeño junto al también escritor gaditano Mariano Pardo de Figueroa, en los reivindicadores a principios del S. XX de una cocina propiamente española.

Lee el resto de esta entrada

Benito el Pastor y sus perros.

11076048_666077446872187_1140953664_n

Benito García. “El Pastor”

.

Por Gabriel Naranjo Carrasco

.

separador-para-web

 .

Voy a contar aquí una pequeña historia de nuestro pueblo. La oí contar muchas veces por diferentes hombres en el bar de mi padre (Juan Lara) en la antigua Plaza de Abastos.

Lee el resto de esta entrada

Gregorio y Fernando Naranjo Barea

8030846952_cc278a41c7_b

Coro del Cabildo Catedralicio de Málaga que fue presidido por el grazalemeño don Gregorio Naranjo Barea durante el periodo 1896-1907.

 

Gregorio Naranjo Barea

1839-1907

separador-para-web

 

Hijo de don José Naranjo Rincón y Elena Barea Román, Gregorio Naranjo Barea nació un 28 de septiembre del año 1.839, en Grazalema. Allí estudió sus primeras letras hasta que a la edad de 13 años ingresó en el Seminario de Málaga.

En la capital del obispado completó su formación, dedicando dos años al conocimiento del latín y humanidades, tres al estudio de filosofía, siete a la teología y dos años más al derecho canónico, durante un periodo formativo que abarcó los años 1.852 a 1.866.

Lee el resto de esta entrada

Recuerdos de la Calle de Las Piedras

 

15416_325313517642325_1025960781616093701_n (1)

Calle de las Piedras. Antigua calle Empedrada o del Santo Cristo.

 ,

separador-para-web

.

Fue quizás a finales de los años noventa, navegando en una red que acaba de nacer, cuando tropecé con este artículo. De inmediato trajo a mi memoria imágenes, sabores y aromas de mi infancia, olvidados desde hacía años. Procedí apresuradamente a guardarlo, sin observar la prudencia de guardar el nombre de su autor. Desde entonces lo he saboreado en varias ocasiones cuando la melancolía me impulsa a recordar las  caras de quienes ya no están y que me sonrieron durante mi infancia o cuando necesito una vez mas  saborear los polos de gaseosa de la bodega o disfrutar con los recortables de Manolita.

Gracias desconocido paisano por los buenos recuerdos que me trasmitiste y perdón por mi atrevimiento al publicarlo sin tu consentimiento.

Nota: Tras la publicación de esta entrada he podido averiguar que el citado texto corresponde a la elegante pluma de nuestro paisano Cándido Gutiérrez Nieto.

Lee el resto de esta entrada

Privilegios a la industria lanera de Grazalema por Carlos III en 1.779

 carlos3imag

separador-para-web

Mª Antonia Salas Organvidez

 .

DEDICATORIA

.

Es mi deseo dedicar no sólo este artículo sino también mi agradecimiento a Don José Mario Sánchez Campuzano por su lucha diaria en conservar ese tesoro patrimonial, como es la fábrica de mantas, orgullo de todos los grazalemeños, haciéndolo también extensivo a los trabajadores que colaboran en esta labor.

 .

INTRODUCCIÓN

 .

Antes de acometer el estudio central sobre el privilegio concedido a Grazalema por Carlos III, es importante realizar algunas aclaraciones.

 .

LA ECONOMÍA EN ESPAÑA

 .

La situación económica en la época que referimos podía calificarse de grave. Los conflictos bélicos fueron responsables del retroceso de la Hacienda, a pesar de la emisión de deuda pública mediante los vales reales, tomados como remedio idóneo para paliar la crisis.

Lee el resto de esta entrada

Los orígenes de la devoción a Nuestro Padre Jesús Nazareno de Grazalema y Nuestra Señora de los Dolores

Niño Jesús Perdido o del Dulce Nombre de Grazalema, atribuido a Luisa Roldán “La Roldana”

 

separador-para-web

 .

La Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores hunde sus raíces en la Hermandad del Dulce Nombre de Jesús fundada en Grazalema durante el S.XVII, y que ya figuraba como tributaria en el Impuesto del Real Subsidio correspondiente al año 1.634. (1)

Lee el resto de esta entrada

FIDELIDAD HERMANA. Breve reseña histórica en torno al libro de actas de la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores.

 10260035_864886116870894_8848371253527351491_n

.

Por Carlos J. García, hermano y costalero de Padre Jesús

.

separador-para-web

.

Viernes Santo. Negra túnica morada color Nazareno. Dolorosa Virgen. La tradición de un pueblo. Esfuerzo recompensado. Recuerdo. Es fe; es fidelidad hermana. Hay silencio en la parroquia, nazarenos en silencio. Tres golpes; rechinar de sandalias; un enorme cerrojo abre paso al Cielo. Grazalema. Grazalema cofrade. Es fe; es fidelidad hermana. Es la tradición de un pueblo.

No siempre fue en Viernes Santo. Ni hubo únicamente veneración por Padre Jesús. Me contaba hace días el amigo y querido Melchor Sánchez, quien tuvo la suerte de hablar con quienes recordaban la más vieja pero aún reciente Semana Santa de nuestro pueblo, de la importante veneración que existía a principios de siglo hacia un buen número de imágenes en Grazalema, algunas al parecer con tradición inmemorial. Como hoy, la primigenia hermandad de Nuestro Padre Jesús tenía su sede canónica en la parroquia de la Encarnación, donde radicaba una imagen que fue destruida durante la Guerra Civil; existían otras dos hermandades de Pasión con sede en San Juan, la del Santísimo Cristo de la Vera+Cruz y Sangre y la de María Magdalena y San Juan, de tradición también muy arraigada entre la feligresía local. En la ermita del Calvario presidía el altar una imagen de la Virgen con la advocación de María Santísima de la Soledad. Hasta el Calvario se celebraba además un Via Crucis cuyo punto de partida era la propia parroquia. Y en la ermita situada en plena sierra existía también la imagen de un Niño Jesús que salía a las puertas del hoy derruido templo cada Domingo de Pascua, cuando las familias acudían con sus niños y con hornazos para festejar la Resurrección del Señor.

Lee el resto de esta entrada

La Leyenda del “Sacamantecas” de Grazalema

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Dos vasos de boticario con inscripción

AXUNG. HOMINIS

de grasa humana. S. XVIII.

.

separador-para-web

.

 Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

.

-¿Qué niño no fue asustado en su infancia con el relato del “hombre del saco” quien en castigo a nuestras travesuras acudiría, en palabras de nuestros padres, para llevarnos y apartarnos de nuestras familias?

La tradición del hombre del saco o del sacamantecas, infalible para hacernos obedecer en la infancia, no era una pura invención del imaginario popular, sino que obedecía a una siniestra tradición de robos de cadáveres, secuestros y asesinatos cuyo origen hunde sus raíces en la Edad Media.

Lee el resto de esta entrada

Manuel Miranda Rendón. Pintor e ilustrador grazalemeño del S. XIXi

Dibujo

Caritatura de Litzt

 

Grazalema 1.800- El Escorial 1.879

.

José Manuel Amarillo Vargas

 Diego Martínez Salas

separador-para-web

 .

Poco sabemos de la biografía de Manuel Miranda y Rendón, salvo que nacio en Grazalema el año 1.800 y que dotado de una gran habilidad para el dibujo marchó a Madrid para estudiar en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando; ciudad en la que desarrollará toda su vida profesional.

Lee el resto de esta entrada

Carlos Jiménez Rodríguez. Retrato de la Grazalema de principios del S. XX

Tio Carlos  (1), HOUG

separador-para-web

Carlos Jiménez Rodríguez

Grazalema. 1860-1932

 .

Carlos Jiménez Rodríguez, nació en el número doce de la Plaza Pequeña de Grazalema en el seno de una acomodada familia formada por don Carlos Jiménez Baños, doña María José Rodríguez Benítez, y sus cinco hijos: el mayor fallecido a los siete años de edad, Juan que estudió y ejerció como abogado en Grazalema hasta su fallecimiento en 1.891, José María nacido en 1.845  y que también se licenció en derecho, Carlos y María que casará con Manuel Zarzuela y fallecerá en 1.922.

Siguiendo una temprana vocación sacerdotal, seguramente influenciada por su tío Francisco Jiménez, sacerdote igualmente residente en Grazalema; ingresó en el Seminario de Málaga donde tras licenciarse en Teología, se ordenó de Presbítero.

En 1.889, figura como  Teniente Cura de la Parroquia de Grazalema, hasta que es nombrado Párroco y Arcipreste de Grazalema en 1.897 (1). Cargo en el que permanecerá hasta su fallecimiento ocurrido en la misma casa que le vio nacer, el día 26 de julio de 1932.

No es de extrañar que este largo período de ministerio sacerdotal, dejara una profunda huella en sus contemporáneos, hasta el extremo que todavía los de más edad, recuerdan su nombre por haberlo oído nombrar con cariño a sus padres y abuelos a quienes probablemente bautizó, casó y acompañó en  las exequias de sus mayores.

Lee el resto de esta entrada

La Charlotada de los pringones de 1.951

plaza%20de%20toros

separador-para-web

En el artículo que dedicamos a la Hermandad de la Virgen de los Ángeles, se expresaba como la ermita que cobija a la patrona de Grazalema, ha necesitado ser reconstruida periódicamente, principalmente por la mala calidad del terreno donde se asienta.

Tras la guerra civil, el techo del edificio se encontraba hundido, y el cementerio prácticamente abandonado. Por si fuera poco, el centenario ciprés que crecía en el atrio cayó sobre la  tapia del cementerio causando su ruina. Todo hacía presagiar que la ermita correría la misma triste suerte que hoy sufre nuestro abandonado Calvario cuando llegó a Grazalema la providencial figura del sacerdote don José Espejo García, que  consiguió junto con un joven Sebastián Vázquez, aunar los esfuerzos necesarios para lograr la reconstrucción de la ermita y el cementerio; entronizando la Virgen en un recompuesto retablo cuyos restos habían quedado a salvo de las inclemencias del tiempo, al mantenerse en pie la sección del tejado de la ermita que cubría la zona del presbiterio.

Lee el resto de esta entrada

Grazalema y la Fábrica de Paños durante el Trienio Liberal (1.820-1.823)

Grabado que representa el “trágala”; canción burlona que cantaban los liberales a los absolutistas y que hacía referencia a la Constitución de 1.812


separador-para-web

 Luís Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

 .

Nueve días después de la salida de la columna de Riego de Grazalema, Fernando VII, se vió forzado a proclamar la vigencia de la Constitución de Cádiz de 1.812, inaugurándo un periodo que la historia española bautizó como “Trienio Liberal”.

En Málaga, se constituyó de inmediato una autodenominada “Junta Provincial Gubernativa”, que  ordenó como primera medida, remitir a todos los pueblos la orden de proclamar la constitución con la mayor solemnidad y por los Alcaldes que regían los Ayuntamientos en 1.814,

Lee el resto de esta entrada

El General Rafael Riego en Grazalema

PronunciamientoRiego

La marcha de Riego durante el año 1.820

.

 Luis Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

separador-para-web

.

En 1.820 y ante los reveses bélicos que se estaban produciendo en las colonias americanas, en plena ebullición independentista, se prepara una fuerza expedicionaria de dieciocho mil soldados, bien equipados, con experiencia de combate y que se estimaba, suficiente para sofocar dichos movimientos.

Durante la larga espera para su embarque, la masonería española y las logias iberoamericanas e inglesas de Gibraltar, fraguaron un plan para sembrar el temor en las tropas expedicionarias, presentando su traslado a América como un viaje sin retorno en el que hallarían una muerte segura. La idea era inspirar en los soldados la convicción de que sólo la proclamación de la Constitución de Cádiz de 1812 y las libertades en ella contempladas, lograrían acallar la rebelión americana haciendo innecesario el viaje de los soldados a América.

Lee el resto de esta entrada

Caldereta de Cordero Merino de Grazalema

20141130_151649 (1)

.separador-para-web

 .

La oveja merina de Grazalema es la única raza ovina autóctona de Andalucía. Históricamente estaba muy extendida en toda la comarca serrana, principalmente para abastecer de lana a la Real Fábrica de Paños de Grazalema. Hoy es una raza en peligro de extinción con tan solo 5.000 cabezas, distribuidas fundamentalmente entre las Sierra de Grazalema y Ronda, y con algunos rebaños en la sierra sur de Sevilla, en la Janda gaditana e incluso en la Sierra de Huelva.  Para su defensa un grupo de ganaderos constituyó la Asociación de Criadores de la Raza Ovina Merina de Grazalema  que trabaja para su puesta en valor.

Lee el resto de esta entrada

Los grazalemeños que emigraron a Hawai en 1911 y 1913

 

 

1379912_230255667137434_65901369_n.

 Diego Martínez Salas

Luís Ruiz Navarro

 

separador-para-web

 

 La situación en Hawái a principios del S. XX

 

A partir de 1834 numerosos colonos americanos se fueron estableciendo en las Islas Hawai donde implantaron el cultivo extensivo de la caña de azúcar.  Estas plantaciones requerían una gran cantidad de mano de obra que fue proporcionada por emigrantes chinos y japoneses que llegaran a alcanzar los 200.000 durante los últimos años del siglo.

El temor del gobierno y de las compañías azucareras a la abrumadora mayoría de japoneses, (la población total de las islas era de 228.000 en 1914)  les hizo promover la inmigración de trabajadores europeos financiando el flete de los barcos y el coste del viaje de dichos emigrantes fundamentalmente españoles y portugueses.

A un primer viaje que partió del puerto de Málaga en 1.907, siguieron otros cinco durante  los años 1911 a 1913, que llevaron a Hawai un total de 8.089 españoles.

Lee el resto de esta entrada

La Junta de Veinticuatro de la Fabrica Nacional de Paños de Grazalema en 1.822

DSCF0791

Telar del S. XIX Museo Textil de Grazalema

 Luis Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

separador-para-web

La importancia de la producción de paños en Grazalema

 

Yerra quien espere encontrar en Grazalema una sencilla y humilde aldea anclada en las estribaciones de una dura y aislada sierra.

Tan pronto como se visita su caserío se advierte que tuvo un pasado económicamente holgado que le permitió construir sus numerosas  Iglesias, sus señoriales casas y sus hermosas calles.

El origen de esta riqueza hay que buscarla en la abundancia de agua, y de ovejas merinas y en la laboriosidad de sus gentes que convirtieron a Grazalema en uno de los centros productores de paños más importantes de Andalucía y España.

A título de ejemplo decir que en 1792, Grazalema produjo más de 80.000 piezas de paño de color negro (909.000 metros aproximadamente), frente a las 16.000 piezas de todas las tintadas que produjo Segovia que era en estos años la ciudad castellana más antigua y afamada en la producción de paños. (1)

Lee el resto de esta entrada

La Hermandad de la Virgen de los Ángeles de Grazalema  

 ,m m

separador-para-web

Ángel Luís Gutiérrez Nieto

Diego Martínez Salas

.

La tradición oral habla de un pastor humilde y fervoroso que apacentaba su ganado, en las inmediaciones de la actual ermita y que observó cómo durante la noche ardían unas luminarias sobre unas peñas cercanas.

Queriendo salir de la  duda acerca de tan extraño fenómeno, se acercó al lugar de donde surgían las luces hasta encontrar en un hueco formado entre dos grandes piedras una imagen pequeña de la Virgen, ante cuya presencia se arrodilló sumiéndose en una profunda oración.

Lee el resto de esta entrada

la Cagarria del Pinsapar de Grazalema

10149832_755258431191849_4764948668710731303_n

Fotos: José Diánez Guerrero

 .

separador-para-web

Por fin ha llegado el Otoño acabando con estas semanas en las que un extraño tiempo que algunos han bautizado como el veroño, ha llevado al hastío a los más pacientes aficionados al buen tiempo.

Llega la nueva estación  con mes y medio de retraso y con ella sus lluvias, dando el pistoletazo de salida para la temporada de las setas, a las que son tan aficionados muchos serranos. En Grazalema, la reina indiscutible de las setas es la Cagarria del Pinsapar de Grazalema,  (Morchella esculenta).

Esta es una seta comestible similar a la colmenilla castellana. Es endémica del pinsapar, aunque también se encuentra en las Sierra de las Nieves, y en la del Segura.  Se le conoce también como colmenilla por su aspecto y es una de las setas más apreciadas y por tanto  más caras por sus cualidades aromáticas y su exquisito sabor dulzón.

Lee el resto de esta entrada

José Sánchez Rosa (1864 – 1936)

Retrato que se colocaba en las escuelas fundadas por Sánchez Rosa separador-para-web

 Cándido Gutiérrez Nieto

 

José Sánchez Rosa (1864 – 1936) cumple 150 años de su presencia entre nosotros. Una oportunidad extraordinaria para reivindicar la figura y la obra de quien, entre otros, también es patrimonio de sus paisanos, todos los grazalemeños y grazalemeñas de todos los tiempos.  Un momento en forma de encrucijada para poner en valor un legado que Grazalema comenzó a tomar en consideración en el pleno municipal del 19 de noviembre de 1991 en el que por unanimidad se le dedicó un busto en la plaza de la Asamblea a este “ilustre libertador grazalemeño” “[…] todo ello para reconocimiento nuestro y de todos los que nos sucedan”.

 

Estudiad, trabajadores cual es vuestra situación,

y prestareis vuestro concurso a la gran Revolución.

Si el concurso no prestáis y vuestras penas aprietan,

¡no quejarse, compañeros! que la culpa será vuestra.

 .

(Único poema conocido de Sánchez Rosa)

 .

A continuación exponemos los hitos más importantes de su vida y la importancia de este legado que recogemos de la mano del historiador José Luís Gutiérrez Molina y su obra “La tiza, la tinta y la palabra. José Sánchez Rosa, maestro y anarquista andaluz (1864-1936)” de cuyo texto (editorial Tréveris, 2005), referencias y citas procede extractada la información contenida en este documento.

Lee el resto de esta entrada

El Teatro en Grazalema. La prohibición del Teatro en Villaluenga, Benaocaz, Ubrique y Grazalema en 1.783.

 teatro_la_zapatera_periodico02

 .

separador-para-web

Diego Martinez Salas

.

Los toros y el teatro han sido históricamente las grandes pasiones de los andaluces y por extensión de los Grazalemeños. Como decía el ilustrado sacerdote José Martínez de Maza, a finales del S. XVIII:

 

 «…publíquese que hay un novillo de cuerda por las calles, una función de máscaras o un estrafalario saltimbanquis que llame la atención del pueblo, y al punto se cierran las tiendas y obradores; la gente más miserable deja inmediatamente su trabajo y todos salen a ver la novedad» (1)

Lee el resto de esta entrada

Potaje de Habichuelas Hinchonas de Grazalema

2011_11_11_No_00-9f1

 

separador-para-web

.

Las habichuelas pochas o hinchonas como se les llama en Grazalema, no son sino las judías o alubias frescas que a la altura del mes de octubre han alcanzado su mayor tamaño por lo que se desgranan y venden libres de sus vainas. Su frescura hace que los potajes que se elaboran con las mismas sean especialmente suaves, pero su corta temporada hace que sean difíciles de encontrar aunque se las puede adquirir congeladas para su uso fuera del otoño.

María Luisa Ucero, confesa enamorada de Grazalema, y reputada gastrónoma gaditana, donde coordina las Tertulias Gastronómicas de su Ateno, ha dado a conocer fuera de nuestro pueblo una variante de esta receta grazalemeña. Le hemos pedido que la comparta con nosotros, y ella amablemente ha publicado en su blog, el artículo que transcribimos literalmente a continuación, no sin antes recomendaros que visitéis su muy interesante página http://www.cocinandoalpotopo.blogspot.com, así como la lectura de su libro “Cádiz una provincia para comérsela”,  donde da un extenso repaso a los fogones de la sierra y costa gaditana, que han convertido a este libro en un imprescindible.

Lee el resto de esta entrada

Juan José Durán Borrego. El Poeta Piconero

piconero 001lllnkn

 

Juan José Durán Borrego

El Poeta Piconero

fdrule-separador-de-texto

 

( Reseña publicada en el programa de Fiestas Mayores del año 2.010 editado por el Ayuntamiento de Grazalema)

 .

Nació en Grazalema el día 14 de enero de 1912, en el seno de una familia muy humilde. Hijo de José Durán Sánchez y María Borrego Román.

Célebre poeta grazalemeño, que con su sorprendente habilidad y memoria recitaba infinidad de poesías que él mismo componía, y que hacía llegar en cuantos actos festivos o culturales se daban en nuestra comarca.

Juan José Durán “El poeta piconero”, murió en Grazalema el 3 de junio de 1984 a la edad de setenta y dos años.

Lee el resto de esta entrada

La Iglesia y el Convento de San Jose del Salvador de Grazalema

DSCF0695

 fdrule-separador-de-texto

.

A la memoria de Blas Gutiérrez. Modelo de sencillez y educación e hijo devoto y ejemplar de la Virgen del Carmen y de su Hijo.

.

Los Hermanos de Santa María del Monte Carmelo

 

Durante las cruzadas, un grupo de peregrinos se establecieron en las estribaciones del Monte Carmelo para vivir como ermitaños a imitación del profeta Elías que en ese lugar oró e hizo penitencia para vencer a los sacerdotes del dios Baal en defensa de la fe en el Dios de Israel (Libro de los Reyes).

Allí construyeron una pequeña iglesia que dedicaron a la Virgen, tomando el nombre de “Hermanos de Santa María del Monte Carmelo”. Aprobada la nueva orden por el Patriarca de Jerusalén y por el Papa Inocencio IV en 1.247, transformaron su original carácter eremíta por el de una orden mendicante o de apostolado; expandiéndose por todo el mundo cristiano, no sin cierto rechazo de las comunidades cristianas europeas.

Lee el resto de esta entrada

Grazalema Noviembre del 37

_goya_09c925b5

.

Andrés Sánchez Barea

.

separador-para-web

.

Podrida, recuerdo el olor, y la noche olía a podrida, aire denso, putrefacto de meses, de años, de siglos, asfixiante;

La humedad era tan pesada como una manta mojada, una manta sucia y húmeda que sé pegaba a la cara, que no dejaba abrir los ojos por que los llenaba de tierra, no permitía que aspiraras por que taponaba la boca, la nariz, te ahogaba… asfixiaba.

Lee el resto de esta entrada

La Endrina o Bruño de Grazalema

 4

separador-para-web

 .

El endrino, (Prunus spinosa) es un arbusto espinoso y muy ramificado de hoja caduca que llega a alcanzar los cuatro metros de altura.  No es muy habitual en el sur peninsular, donde crece otra variedad conocida como Endrina Andaluza (Prunus ramburii). Sin embargo, el propio nombre con el que se conoce a la Sierra del Endrinal, delata la presencia de la variedad espinosa en las estribaciones del macizo donde se asienta Grazalema y donde se adapta perfectamente a sus suelos calizos y a sus condiciones de humedad, temperatura y altura.

Lee el resto de esta entrada

Lacilbula. La Grazalema Romana

16738

 Bronce de Audita

.

Diego Martínez Salas

separador-para-web 

 

Cuando los romanos ocuparon las sierras de Ronda y Grazalema, tras el fin de la Segunda Guerra Púnica en el año 201 a. de C, se encontraron con una comarca ocupada por los Turdetanos. Este pueblo conocido por los griegos desde la antigüedad como Tartesos, eran un grupo étnico diferente a los Iberos y Celtas con los que mantenían profundas diferencias culturales y lingüísticas, ocupando el territorio que más tarde será bautizado como “Baética”.

Estos Tartesos, Turdetanos o Túrdulos como también se les denomina, mantuvieron desde antiguo una profunda relación primero con los griegos y más tarde con los fenicios. Griegos y romanos lo consideraban el pueblo más cultivado de Hispania. Estrabón (64 a.C – 19 d.C.) escribía en sus Crónicas:

.

“…los turdetanos, herederos de los Tartessos, son de costumbres dulces y cultivadas, tienen fama de ser los más cultos de entre los íberos, poseen gramática y escritos de antigua memoria, poemas y escritos en versos que ellos dicen de 6000 …”

.

Lee el resto de esta entrada

Juan Diánez Pozo

dianez pozo 001

 

separador-para-web

 

Con Juan Diánez Pozo, se cierra una larga nómina de poetas populares, que hundiendo sus raíces en tiempos remotos, trasmitieron las costumbres y vivencias de los hombres y mujeres de Grazalema de su tiempo. Gracias a ellos, cada nueva generación ha podido “revivir” a sus mayores, para comprenderlos y amarlos mejor.  Sin embargo, la oralidad de las composiciones de estos versistas, unido a su carácter popular no contribuyeron a la conservación de sus obras, ni de sus nombres, hasta que con la moderna irrupción de la etnografía y la antropología, se ha revalorizado el papel de estos poetas, como una importante herramienta para ahondar en el conocimiento integral de la cultura de los pueblos.

Lee el resto de esta entrada

La Segunda República en Grazalema y la figura de Andrés Peña Ruiz, alcalde republicano

imagesdsda

Artículo publicado en el libro editado por la Consejería de Gobernación y Justicia de la Junta de Andalucía: ” La Destrucción de la Democracia: Vida y muerte de los Alcaldes del Frente Popular en la Provincia de Cádiz.

Jesús Román Román*

separador-para-web

.

Introducción

.

Desgraciadamente la quema de los archivos durante el periodo en el que Grazalema permaneció en manos republicanas tras el golpe militar del 18 de julio de 1936 nos ha dificultado sobremanera la investigación. Entre el 24 y el 25 de julio de 1936 se procedió a la destrucción de las iglesias, o lo que quedaba de ellas tras haber sido asaltadas, saqueadas y quemadas el 21 de abril de 1936, y la quema de los archivos parroquial, municipal, del Registro de la Propiedad, el notarial y del Juzgado de Instrucción así como la documentación del Juzgado Municipal, salvo los libros de nacimientos, matrimonios y defunciones que permanecen intactos[1]. Por tanto ha sido necesaria una labor de investigación y recopilación documental en otros archivos así como en fuentes hemerográficas y bibliográficas para reconstruir de una manera aproximada el periodo republicano en Grazalema.

.

Lee el resto de esta entrada

El Capítulo de 1.492 entre los Alfaquíes de Ubrique, Benaocaz, Villaluenga y Grazalema y el Duque de Arcos.

moriscos-granadinos-fragm-grabado-de-joris-hoefnagel-hacia-1563

.

Mª Antonia Salas Organvidez

 

separador-para-web

.

 Introducción

.

La Serranía de Villaluenga constituyó uno de los enclaves más occidentales del reino nazarí de Granada. En su territorio se albergaba el territorio que posteriormente abarcó las llamadas Siete Villas: Ubrique, Benaocaz, Villaluenga, Grazalema, Archite, Aznalmara y Cardela. Tiempo después se le sumó una nueva población: Marchenilla, llamada también Nuestra Señora de Guadalupe y nominada posteriormente El Bosque.

En las postrimerías del reino nazarí, debido a los avances cristianos, estas tierras habían quedado englobadas dentro de la ciudad de Ronda, capital de la cora de Takurunna, y por lo tanto fueron las autoridades de esta ciudad las que nombraban a los alcaides de los castillos que la conformaban.

Lee el resto de esta entrada

La Hermandad del Santísimo Sacramento y el Corpus Christi de Grazalema

IMG_0279

 .

 Diego Martínez Salas

 .

separador-para-web

.

La Solemnidad del Cuerpo y la Sangre de Cristo es sin duda la más antigua de las fiestas que se celebran en Grazalema. Ya en 1.634, los legajos de la Catedral de Málaga, dan fe de la existencia de la Hermandad del Santísimo Sacramento; congregación que tenía en esos años, una vida lo suficientemente pujante como para verse obligada a tributar por el impuesto del Real Subsidio. (1)

Desde el inicio del Cristianismo, y dado que sólo se celebraba misa los domingos, se introdujo la costumbre de conservar en un arca, parte de las formas consagradas para administrarla a los enfermos que se encontraban en peligro de muerte.

Lee el resto de esta entrada

La Cencerrada de las Vísperas de San Pedro en Grazalema

 

 Cencerrada-723x1024

 separador-para-web

.

Cuando era pequeño disfrutaba haciendo sonar cencerros y caracolas el día de San Pedro, pero ya entonces me preguntaba porque celebrábamos  esta fiesta de esta peculiar forma y porque precisamente el día antes y no el mismo día de San Pedro. Para saberlo hay que acudir al Evangelio.

Jesucristo para hacerse comprender mejor se ayudó de imágenes de las tareas y labores propias de los pastores y agricultores a los que predicaba. El mismo se presentaba como el Buen Pastor que cuidaba de sus ovejas. Esta figura la volverá a utilizar cuando tras su resurrección nombre a Pedro, Pastor Supremo de la Iglesia por él instituida:

 

Lee el resto de esta entrada

Amarguillos de Grazalema

20140601_180622

 

separador-para-web

 .

El amarguillo es otro de los clásicos exclusivos de la repostería de Grazalema. Es cierto que en Medina Sidonia también se elabora otro dulce con igual nombre, pero el asidonense además de almedra incorpora  crema dulce de batata y harina, lo que lo convierte en una variedad de mazapán. Por el contrario, el amarguillo de Grazalema es una pasta que utiliza como únicos ingredientes  la almendra, el huevo y el limón.

La almendra fue introducida en España por los fenicios, y los grazalemeños la cultivaron con profusión aprovechando la buena adaptación del árbol a los terrenos mas pobres, calizos y escarpados de la sierra,  que no podían destinarse a otros cultivos mas extensivos.

Lee el resto de esta entrada

Grazalema en el Correo Mercantil de España y sus Indias del lunes 12 de noviembre de 1.792


ccorre

El Siglo XVIII es el siglo de la Ilustración que pretende promover la reforma de la sociedad y la economía, mediante el progreso de la industria, el comercio y la agricultura, como instrumentos necesarios para alcanzar el deseado bienestar de los españoles de la época.

Los ilustrados encontraron en la prensa, uno de los vehículos más adecuados para la difusión de sus ideas reformadoras. Así, junto a periódicos de carácter político, literario y costumbrista; surgen los primeros periódicos económicos como El Semanario Económico y El Correo Mercantil de España y sus Indias.

Este último periódico que publicaba los lunes y jueves de cada semana, vio la luz el 1 de octubre de 1792, manteniendo su actividad hasta la invasión francesa de Madrid en 1808.

Lee el resto de esta entrada

Los Pozos de Nieve de la Sierra del Pinar de Grazalema

 

10-nieve1

Venta de helados en una botilleria del S. XVIII

 

separador-para-web

 Mª Antonia Salas Organvidez

INTRODUCCIÓN

.

La conservación de la nieve en pozos neveros, situados en terrenos montañosos, para su utilización en épocas más calurosas, fue costumbre en nuestro país, heredada de la dominación romana y de los griegos. Sería el siglo XVII su época álgida, en que el tráfico de nieve y hielo se distribuye por todo el país, siendo Madrid el centro principal de las ventas. Su comercialización, sujeta al fisco y controlada por los poderes administrativos, se desarrolló plenamente en los tiempos de Felipe II, alcanzando su auge en el siglo XVIII. Esta actividad fue creciendo, primero a  nivel local y posteriormente a nivel nacional. Cuando existían grandes reservas de nieve o hielo se comerciaban con otros lugares. Barcelona surtía a Cádiz en períodos de escasez, transportando la nieve en barcos y así se ganaba en rapidez y economía. Madrid y Barcelona fueron las ciudades consumidoras por excelencia[1]

Lee el resto de esta entrada

Potaje de Tagarninas de Grazalema

20140421_142525

separador-para-web

 Por Isabel Salas Organvídez

 

En una entrada anterior ya comentamos como la tagarnina, conocida en otros lugares como cardillo o cardo de olla, es muy apreciada en las sierras de Cádiz y Málaga; constituyendo un complemento natural de las dietas humildes en las épocas de escasez, al ser una planta silvestre que puede recolectarse en nuestros montes durante los primeros meses de la primavera, hasta el mes de abril, en el que ya ha  crecido en exceso y es difícil de recolectar por las espinas que presenta su tallo.

También hemos comentado, que a pesar de ser  mas tierna y menos amarga que el esparrago, es una total desconocida de la gastronomía oficial, quedando solo reservada para los mejores paladares que quieran visitar lugares donde se la venera como en Grazalema.

Lee el resto de esta entrada

Diego José Benítez y Chacón

 

colegiales_azulejo

Azulejo del S. XVII que repesenta a Colegiales de la Universidad de Osuna

 

Diego José Benítez y Chacón

(1768-1848)

separador-para-web

 Luis Ruiz Navarro

Diego Martínez Salas

.

Diego José Benítez y Chacón, nació en la Plaza Pequeña de Grazalema el 29 de agosto de 1.768, hijo de Marcos Benítez Barea, y de María de los Ángeles Romero Chacón. (1)

Su padre fue Alcalde Ordinario de Grazalema y pertenecía a una de las familias de más abolengo de Grazalema, cuyos miembros hemos podido conocer por los datos que se conservan en el Archivo de la Catedral de Málaga.

En efecto, el 16 de Enero de 1.796, el Obispo de Málaga, D. Manuel Ferrer y Figueredo cumpliendo lo ordenado por S.M. el Rey Carlos IV en Real Cédula expedida en San Lorenzo el Real el 26 del mes de Diciembre anterior, despacha rogatorio al Sr. Cura Párroco de Grazalema para que: 

Lee el resto de esta entrada

Sopa de Espárragos de Grazalema

1982225_834160419943198_243280332_n

Foto: Ángeles Salas

separador-para-web

De todas las plantas silvestres de nuestra sierra que tradicionalmente se han cocinado en nuestros fogones: cardos, hinojos, acerones, etc,. sólo han pervivido las tagarninas y los espárragos.

El espárrago, fue introducido en nuestras sierras por los romanos que lo llamaban asparagi (aspero) en alusión al tacto de la planta. Tanto apreciaban los romanos los espárragos que incluso los plantaban en sus jardines, siendo varios los eruditos que como Catón, Plinio, Paladio, o Teofrastro, nos han dejado sus consejos sobre como cultivarlos convenientemente.

Lee el resto de esta entrada

Tradiciones del Domingo de Pascua en Grazalema

niño

.

fdrule-separador-de-texto.

Tan pronto como se vislumbraban las primeras luces del Domingo, los grazalemeños bajaban de todos los rincones del pueblo a la Iglesia de la Encarnación para proclamar la Resurrección del Señor.

Tras la misa, que ponía fin a los rigores cuaresmales; salía por las calles de Grazalema, la procesión del Niño Jesús perdido. La imagen se denominaba de esta forma, porque representaba a un niño de corta edad; probablemente la que tenía Jesús cuando se perdió de sus padres y fue hallado en el templo, discutiendo con los doctores de la ley.

Lee el resto de esta entrada

Grazalema en la Edad Media

00075531

Campanario de la Iglesia de San Juan, asentado sobre un antiguo alminar musulmán.

                                                     

                          fdrule-separador-de-texto                      

.¿Villa o aldea? ¿Preponderante o decadente?

Mª Antonia Salas Organvídez 

.

Su importancia estratégica como zona límite y por ello motivo de disputa en la reconquista entre musulmanes y cristianos nos lleva a razonar la posibilidad de una dotación importante, tanto de medios humanos como económicos y culturales. Esto nos conduce a plantear si Grazalema respondía a la demanda que una población de esas características exigía: Número de habitantes considerable, dotación económica, cultural, política, etc.

Lee el resto de esta entrada

Bollo de almedras de Grazalema

 

20140406_113902

.

separador-para-web

 

Otro de los clásicos de la repostería grazalemeña es el bollo de almendras. La receta que transcribimos es la que elaboraba Filomena Organvídez.

La masa de pan es la base de este bollo y le confiere un toque distinto de repostería antigua. Es ideal para mojar en café, leche o chocolate.

Lee el resto de esta entrada

El Miedo de San José

404913_410063432412519_1798554726_n-2

.

fdrule-separador-de-texto

.

La creencia en la existencia de fenómenos paranormales provenientes del más allá, no es una novedad en Grazalema. Ya durante el año 1.902, nuestro paisano Cándido Ruiz Ruiz, maestro regeneracionista, y creador de la Estación Meteorológica de Grazalema, dejó constancia en una carta escrita a su amigo Pepe Casas, de una “presencia” que se manifestó en las desiertas estancias de la Iglesia y Convento de San José, y mantuvo alterada durante varias noches a las pacíficas gentes de nuestro pueblo.

.

La carta nos la remite Luís Ruiz Navarro quien nos informa del principal implicado en estos miedos, palabra antigua con la que denominaban los grazalemeños a los espectros, y que era el hijo de “Chicharrón” farolero y sacristán del pueblo, marido de la famosa “Guerrita”,  cantor en los entierros de posibles;  famosísimo por sus destrozos del latín… y sus borracheras épicas. Virtudes y oficios a los que al parecer  su hijo “opositaba” con éxito. La carta dice así:

 

Lee el resto de esta entrada

Historia del Naturalismo en la Sierra de Grazalema

Antonio Barrosso Robles

.

separador-para-web

.

Antonio Barroso Robles

Desde muy antiguo, la Serranía de Grazalema, junto a sus pueblos y aldeas, ha sido recorrida y reconocida por numerosos hombres de ciencia (geógrafos, geólogos, botánicos,…) cuyas investigaciones y trabajos continúan siendo hoy en día las bases sobre los que se han cimentado investigaciones posteriores. A esta numerosa alcurnia se unieron naturalistas, antropólogos y sencillos viajeros románticos que fueron dando a conocer sus excepcionales valores humanos, culturales y ecológicos, sin olvidar los primeros caminantes y montañeros que describieron los muchos recorridos que serpean la Serranía de Grazalema.

.

Lee el resto de esta entrada

Quesitos de Filomena de Grazalema

PASTEL-2-620x520

.

separador-para-web

 

Para hacer este tradicional dulce de Grazalema, necesitamos  un bizcocho para plancha, merengue y crema pastelera (se incluyen sus recetas). El relleno que puede ser de chocolate, caramelo, café, y licor, los hacía muy apreciados por los más golosos que los agotaban rápidamente. En la posguerra cuando no había horno disponible, mi abuela Filomena Organvídez Lee el resto de esta entrada

Sellos de las parroquias del Arciprestazgo de Grazalema conservados en los archivos de Málaga

1863

1863

separador-para-web

.

Tras la incorporación del Señorío de las Siete Villas a la Diócesis de Málaga, y una primera adscripción de estos pueblos al Arciprestazgo de Ronda, pronto se sintió la necesidad de optimizar la administración eclesiástica de los pueblos serranos mediante la creación de un nuevo arciprestazgo con cabecera en Grazalema, en cuanto pueblo que pronto destaca por su mayor importancia económica. Lee el resto de esta entrada

Buñuelos de Tagarninas de Grazalema

Tortillitas de Bacalao2

.

separador-para-web

.

La tagarnina es una planta herbácea, cuyo nombre científico es Tascolymus hispanicus. También se le conoce como cardillo o cardo de olla.

Muy conocida en la antigüedad, ya fue citada por Plinio el Viejo y desde antiguo ha sido utilizada su resina para cuajar la leche y sus hojas como eficaz diurético en infusión. Lee el resto de esta entrada

“La Travesura”. Cuento para un día de frío y agua

1980665_1405439813050826_2028364964_n

separador-para-web

.

Andrés Sánchez Barea

Dibujos: Juan Romero. (www.elsurderomero.com)

.

Iglesia de San Juan: Pues si muy Señor mío, que conozca vuesa merced, que era más de la medianoche cuando llego la “Señora Fuente abajo”, con los humos más que subidos por encima de la moña, y lanzando barbaridades por doquier, que aunque Usted no lo crea, a mí se me vino a la cabeza, que algo de mucha importancia debiera haber ocurrido, para que la anciana se pusiera de este proceder, tanto me acongojo los ánimos, que no puse palabra alguna en mi boca, hasta que la Señora se despacho a sus gustos, que no fueron ni breves ni leves, Señor “San José”. Lee el resto de esta entrada

El Crimen de “Los Columpios”

Uniforme de los años en que ocurrieron los hechos

Uniforme de los años en que ocurrieron los hechos

separador-para-web

.

Rodicio mató a su novia

por ir a “sanjuanerse”

niñas de Grazalema

con civiles no casarse

.

La profesora de la Universidad de Cádiz, María Jesús Ruiz, constató al estudiar las coplas del columpio en la provincia de Cádiz que la estrofa que encabeza estas líneas se cantaba durante las “Fiestas del Columpio”, no sólo en Grazalema sino en las poblaciones de  Benamahoma, Villaluenga, Ubrique, Arcos de la Frontera y El Gastor. Lee el resto de esta entrada

“Engañamaríos” de Grazalema

20140222_221146

.

separador-para-web

.

Ingredientes

.

2 huevos.

Pan duro o rallado.

Aceite.

1 diente de ajo.

Perejil.

Sal. Lee el resto de esta entrada

El Toro de la Virgen de Carmen de Grazalema

728_3601969786443_1265655447_n

fdrule-separador-de-texto

Francisco Campuzano

Los toros de cuerda: definición y geografía

Los toros de cuerda son una modalidad de fiesta popular de toros que se celebra actualmente en numerosos pueblos de la península ibérica y en algunas ciudades, como Teruel. Su geografía se extiende hoy desde Portugal, donde destacan las touradas a corda de Isla Terceira y la vaca das cordas en Ponte de Lima, hasta el país vasco, donde se denominan soka-muturra. Según la información recogida por los organizadores del I Congreso Nacional del Toro de Cuerda, celebrado en Chiva (Valencia) en agosto de 2002, y disponible en el libro El toro de cuerda en España, editado por el ayuntamiento de dicha localidad, se siguen celebrando toros de cuerda en más de cincuenta localidades españolas. De acuerdo con estos datos, las provincias con mayor cantidad de toros de cuerda serían Vizcaya, Guipúzcoa y Cádiz, en esta última, concentrados entorno a la Sierra de Grazalema. En Andalucía se celebran actualmente toros de cuerda en Ohanes (Almería), Carcabuey (Córdoba), Beas de Segura (Jaén) Villalba del Alcor (Sevilla), Grazalema, Benaocaz, Villaluenga del Rosario, Benamaoma y Gaucín (Cádiz). Lee el resto de esta entrada

Empanadillas de Grazalema

empanadillas4.

separador-para-web

.

Esta receta tradicional de nuestro pueblo, nos la envía Isabel Salas, quien la recibió de su abuela, a principios de los años cuarenta del Siglo XX, como receta que ya entonces se consideraba antigua.

Con el aceite de oliva que quepa en una taza,  Lee el resto de esta entrada

Los Columpios de San Juan de Grazalema

 imagen

.

separador-para-web

 

A finales de junio, los mozos y mozas de Grazalema tomaban las calles para celebrar su fiesta. La Fiesta de los Columpios. Esta fiesta  (más…)

Sopa de Maimones de Grazalema

descarga

.

separador-para-web

Antonio Gutiérrez Nieto nos manda la receta de esta tradicional sopa, propia de las sierras del antiguo Reino de Granada. Este plato era conocido también en Grazalema como “sopa de mamones” Lee el resto de esta entrada

El Chiquito de “El Pastizal”

 

582723_151805744958805_41825850_n

.

separador-para-web

Atanasio Menacho

1ª Parte

 

Juan había nacido en el rancho “El Pastizal”. Su madre trabajaba allí ayudando en las labores de la casa y su padre era el pastor del rancho. Su madre lo trajo al mundo en aquel rancho y al nacimiento ayudó la partera del valle.

Juan creció poco, no era un enano pero sí que era de reducida estatura  Lee el resto de esta entrada

Cubiletes de Grazalema

800px-CubileteGrazalema 

separador-para-web

La receta que vamos a transcribir es la que podemos llamar receta antigua o de Filomena. Esta fórmula es la misma que se utilizaba en el primer tercio del Siglo XIX, Lee el resto de esta entrada

Asesinato en los Corrales (Sevilla)

bandolero2

.
separador-para-web

 Luis Ruiz Navarro

.

Unos humildes grazalemeños que se ganan honradamente el sustento como trajinantes, son asesinados en la aldea de Los Corrales. Mediados del mes de julio de 1836.

Este es el relato resumido del suceso, respetando la redacción del original de la época Lee el resto de esta entrada

Francisco Ruiz Furest

 

 don francisco 001

.

separador-para-web

.

Don Francisco Ruiz Furest, fue un sacerdote grazalemeño que ha dejado un gratísimo recuerdo en el Barrio de la Victoria de Málaga. Allí en la parroquial de San Lázaro ejerció su ministerio por más de treinta años, durante los que no faltó una sola vez a sus anuales citas con sus dos amores grazalemeños: La Virgen del Carmen y la Virgen de los Ángeles

Varios fueron los testimonios del sincero cariño que le profesaron los malagueños tras su fallecimiento el año 1992, por toda una vida consagrada al servicio de sus feligreses, como la dedicación de una calle,  la inauguración de un mosaico en su recuerdo o la edición por los autodenominados “Amigos de don Francisco” de un libro escrito ex profeso por el sacerdote y Cronista Diocesano de Málaga, don Lisardo Guede Fernández, titulado “Don Francisco. Un Viaje con él. Desde Grazalema a Ubrique”. Lee el resto de esta entrada

La Parroquia de Nuestra Señora de la Encarnación de Grazalema. Su Erección y construcción.

encarnacionacoplada2

separador-para-web

Diego Martínez Salas

Fotos: Miguel Martínez Salas

.

Toma de Grazalema y erección de la Parroquia

 

Tras la conquista de Ronda por los Reyes Católicos el 22 de mayo de 1.485, caen todos los pueblos de la serranía. Los Reyes Católicos deseaban que las poblaciones que se fuesen conquistando en esta fase de la guerra de Granada se adscribiesen a la Diócesis de Málaga, en perjuicio del Arzobispado de Sevilla, que había venido administrando los territorios que se fueron incorporando a la corona durante todo el siglo anterior, dado que la sede de Málaga, desaparecida durante la dominación musulmana y restaurada en 1420, sólo existía a efectos prácticos sobre el papel. Lee el resto de esta entrada

La Guerra de la Independencia en Grazalema (1810-1812)


fdrule-separador-de-texto

 Jesús Román Román

 

 1. Introducción.

Las tropas napoleónicas no pudieron invadir Andalucía en julio de 1808 al ser derrotadas en la famosa batalla de Bailén por el ejército del general Francisco Javier Castaños, capitán general del Ejército de Andalucía. Andalucía quedó libre de la presencia de las tropas invasoras hasta enero de 1810.El punto de inflexión se dio tras la aplastante derrota española el 19 de noviembre de 1809. El ejército español al mando del general Aréizaga fue destrozado por las fuerzas francesas dirigidas por el mariscal Soult. 

Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: